Desaceleración en EU impactaría gravemente a México: S&P

DESACELERACIÓN DRÁSTICA DE LA ECONOMÍA DE EU IMPACTARÍA GRAVEMENTE A MÉXICO: S&P
por: Juan Carlos Cruz Vargas fecha: 30 de Agosto, 2011

MÉXICO, D.F., 30 de agosto (apro).- Una desaceleración “significativa” de la economía estadunidense podría impactar de manera grave a México, como ocurrió en 2008, cuando el producto interno bruto (PIB) cayó más de 6%, alertó la calificadora de riesgo crediticio Standard & Poor´s (S&P).
Al dar a conocer el reporte Empresas en América Latina mantendrán, por ahora, su calidad crediticia, pese al lento avance de la economía de Estados Unidos y a los problemas de la deuda de Europa, S&P advirtió:
“De ocurrir una desaceleración significativa del crecimiento económico de Estados Unidos, México registraría una caída en las exportaciones del sector manufacturero –principal motor de las ventas al exterior– y una menor demanda interna, como sucedió en 2008 y 2009”.
Pero no sólo eso, la calificadora estadunidense apuntó que los ingresos por flujos monetarios provenientes del extranjero, como el turismo, la inversión extranjera directa y las remesas, también podrían contraerse.
De acuerdo con S&P, México y Centroamérica son las regiones que más resienten los momentos de desaceleración y crisis de Estados Unidos debido a “los estrechos vínculos históricos entre la producción industrial estaduunidense y los flujos monetarios y del PIB de esos países”.
En ese sentido, consideró que el pobre crecimiento económico mundial en 2012 reducirá la demanda y el consumo interno de México para las diferentes industrias, lo que podría debilitar el desempeño operativo y financiero de las empresas.
“Si la desaceleración en la Unión Americana persiste y se traduce en menores ventas y mayor restricción crediticia en México, los mayores costos de financiamiento podrían erosionar los ingresos operativos y deteriorar los índices de cobertura de intereses de las compañías mexicanas” señaló Standard & Poor´s.
La calificadora coincidió con la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) en cuanto a que los países latinoamericanos están mejor preparados para resistir otra crisis.
“Dado que muchos de los emisores en la región cuentan ahora con balances más sólidos y más líquidos en comparación con los que tenían durante la crisis de 2008, están relativamente mejor posicionados para sortear la desaceleración estadounidense”, puntualizó.
Eso sí, S&P acotó que la capacidad de las economías de América Latina “es algo limitada para que se expandan por sí mismas”, y advirtió que un deterioro económico prolongado en Estados Unidos presionaría el desempeño de estas naciones en un futuro.
En su análisis explicó que la baja de la calificación soberana de Estados Unidos (emitida a principios de agosto) y la inestabilidad económica mundial afectarán de manera diferente a cada país, y el impacto dependerá en gran medida de las políticas con que responda cada gobierno.
Según el Banco de México, las finanzas públicas del país se han conducido correctamente, ya que la deuda, como proporción del PIB, está en niveles bajos; el país tiene muy buen acceso a los mercados financieros internacionales; el sistema bancario está bien capitalizado; la regulación prudencial ha operado bien; las reservas internacionales están en niveles récord (más de 134 mil millones de dólares), y la inflación está bajo control.
Sin embargo, eso no es suficiente y el clima económico sigue en la incertidumbre. El mercado interno mexicano aún sigue débil, pues los niveles de desempleo son altos y el PIB se contrajo a 3.3% en el último trimestre, cuando venía creciendo a niveles superiores a 4%.

Load More