Hay más pobres, pese a inversión en programas sociales

MEXICO, D.F. (apro).- Hace dos meses, el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) reportó que, de 2008 a 2010, bajo la administración de Felipe Calderón, el número de pobres se incrementó y representa casi la mitad de los mexicanos: 52 millones de personas.

Sin embargo, en los capítulos del Quinto Informe de Gobierno relativos a los sectores más sensibles a los vaivenes económicos, como los indígenas, las mujeres y los grupos vulnerables, parece que se describe otra realidad a la revelada por el Coneval, institución federal especializada en supervisar la efectividad de los programas sociales.

En lo que va del año, el gobierno de Calderón asegura haber elevado su inversión a 49 mil 101 millones de pesos a favor de los indígenas, de los que más de la mitad se aplicaron en los programas de Oportunidades, 70 y Más e Infraestructura Social Básica para la Atención a Pueblos Indígenas (PIBAI).

A pesar de ello, el Coneval encontró que el porcentaje de pobres entre la población indígena pasó, entre 2008 y 2010, de 75.3 a 79.3%, y la pobreza extrema de 39.4 a 40.2 puntos porcentuales.

En el reporte presidencial se asegura que en este año se impulsó una política pública que promueve la equidad de género a través del Programa Nacional para la Igualdad entre Mujeres y Hombres 2009-2012, que en este año tuvo un monto de 14 mil 196 millones de pesos.

Asimismo, se enlistan una serie de programas y campañas para evitar la violencia contra la mujer, así como para el Fortalecimiento de la Transversalidad de la Perspectiva de Género, el Desarrollo de las Instancias Municipales, y líneas gratuitas para asesoría contra la violencia intrafamiliar extrema.

De entre las acciones tomadas por la Fiscalía Especial para los Delitos de Violencia contra las Mujeres y la Trata de Personas (Fevimtra), se reportan mensajes radiofónicos dirigidos a la población indígena sobre la trata de personas.

Asimismo, se destaca la presentación del Programa para la Igualdad entre Mujeres y Hombres 2010-2012.

Sin embargo, nada se menciona en el Informe de Gobierno sobre el incremento preocupante de los feminicidios ni de la negativa del Sistema Nacional para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres para emitir alertas de género en el Estado de México.

En esa entidad, bajo el gobierno del priista Enrique Peña Nieto, se registraron 2 mil 15 homicidios en contra de niñas y mujeres de 18 a 32 años sólo de enero de 2007 a diciembre de 2009, de acuerdo con datos del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio.

Tampoco se hizo mención al cumplimiento de la sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CoIDH), sobre el caso denominado Campo Algodonero y concerniente a los homicidios de tres jóvenes en Juárez, Chihuahua, por la que se obliga al gobierno mexicano, a través de la Procuraduría General de la República (PGR) y las procuradurías estatales, establecer protocolos de búsqueda de niñas y mujeres desaparecidas.

En contraste, el Informe de Gobierno destaca otras acciones a favor de las mujeres, entre ellas las becas a 2 millones 605 mil 279 mujeres para que concluyan sus estudios de secundaria y preparatoria.

Asimismo, resalta la aplicación de un millón 35 mil 500 pruebas de virus de papiloma humano; 6 millones 532 mil 850 citologías cervicales; un millón 188 mil 170 mastografías, y la realización de 789 mil 598 pruebas de VIH/sida, así como la aplicación de 93 mil 695 vacunas contra el virus de papiloma humano a niñas y adolescentes.

En el apartado relativo a los grupos vulnerables, el gobierno de Calderón asegura haber puesto en marcha, de enero a agosto pasado, 960 mil 756 acciones para niñas, niños y adolescentes y un millón 10 mil 178 para adultos mayores, medidas que incluyeron “atención médica, social, psicológica y pedagógica, entre otras, con el fin de apoyar la reintegración familiar y/o social de los beneficiarios”.

De la lista de avances en atención médica, destaca el incremento en la atención de partos, al pasar de 46.9 a 48.5 partos por mil mujeres en edad fértil, entre agosto del año pasado y el mismo mes de 2011.

Además, se aplicaron al Programa de Atención a Familias y Población Vulnerable unos 23 millones 969 mil 899 pesos en los últimos once meses.

En el programa 70 y Más, que opera en localidades de hasta 30 mil habitantes en beneficio de personas mayores de 70 años, se destinaron 13 mil 282 millones de pesos en el último año de gobierno, y se expidieron 617 mil 496 tarjetas del Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores (Inapam).

Sin embargo, a uno de los sectores más desprotegidos, el de los menores en situación de calle, sólo se destinaron 11 millones 850 mil 488 pesos a través del Sistema Nacional DIF.

Con esos recursos, el SNDIF atendió a 14 mil 515 menores, de los que 3 mil 501 fueron beneficiados con becas alimentarias y educativas.

También se brindó atención a 27 mil 404 menores en riesgo de explotación sexual y se canalizó a instancias especializadas a mil víctimas de este flagelo localizados en 22 estados de la República.

De la numeraria de atención a la población vulnerable, se incluyen 656 mil 484 consultas médicas a personas con capacidades distintas y la distribución de 7 millones 464 mil 672 despensas entre un millón 44 mil 623 de personas.

Pese a las cifras publicitadas por el gobierno de Felipe Calderón, de 2008 a 2010, la pobreza entre los mil 521 municipios más deprimidos de país se incrementó de 75.3 a 75.8%, de acuerdo con el Coneval.

La disparidad entre los datos de la Coneval y los del Quinto Informe de Gobierno se refleja en el aumento de la pobreza alimentaria, que pasó de 20.2 millones a 21.2 millones de personas.

Asimismo, la pobreza de capacidades, que pasó de 27.8 millones a 30 millones de personas, y la pobreza de patrimonio, que de 52.3 millones creció a 57.7 millones de personas.

Comentarios

Load More