Exige el Vaticano a Raúl Vera aclarar su relación con la comunidad gay

MÉXICO, D.F.,  (apro).- En el Vaticano, durante una serie de reuniones realizadas la semana pasada, altos jerarcas de la curia romana le pidieron a Raúl Vera, obispo de Saltillo, que aclare su posición y su trabajo pastoral con grupos de homosexuales de su diócesis.

En dichas reuniones, Vera se reunió con monseñor Marc Oullet, prefecto de la Congregación para los Obispos, y también tuvo audiencias con William Levada y Luis Ladaria, prefecto y secretario de la Congregación para la Doctrina de la Fe, respectivamente.

Los encuentros se realizaron en un ambiente cordial, pero con una recomendación precisa: Raúl Vera debe aclarar públicamente su adhesión a los valores morales de la Iglesia católica y romana, según revelaron a la agencia Notimex fuentes eclesiásticas del Vaticano.

Desde hace años, Vera ha instrumentado en su diócesis una pastoral específica para atender a la comunidad lésbico-gay, cuyos miembros son mal vistos por la Iglesia, que ha rechazado –entre otras cosas— los matrimonios entre personas del mismo sexo por ser contra natura.

De esta manera, con su pastoral gay, Vera al parecer se está desviando de los lineamientos eclesiásticos, por lo que –según trascendió a Notimex— ahora el Vaticano le pide que asuma claramente su postura ante los matrimonios homosexuales, así como su derecho a adoptar hijos.

Está por verse, en los próximos días, el pronunciamiento público que haga el controvertido obispo de Saltillo, quien siempre ha defendido su pastoral gay bajo el argumento de que los homosexuales también son cristianos.

Comentarios

Load More