Liberan con fianza a “indignados” detenidos en Juárez

CIUDAD JUÁREZ, Chih. (apro).- Tras el pago de una fianza, la noche de este miércoles fueron liberados en las instalaciones de la Fiscalía General del Estado (FGE) Zona Norte, 28 manifestantes del movimiento “Indignados de Juárez” que fueron aprehendidos por agentes de la Policía Municipal el pasado martes.

Visiblemente golpeados, algunos de ellos dieron a conocer que interpondrán denuncias penales en contra del titular de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal, Julián Leyzaola Pérez, a quien señalaron como responsable de los agentes que los agredieron y arrestaron.

Aunque originalmente trascendió que los manifestantes fueron acusados de daños a propiedad privada y municipal, lesiones e incluso portación de drogas e intentar desarmar a los policías, al final sólo fueron acusados de daños al patrimonio municipal, proceso que seguirá su curso legal, según indicaron abogados que trabajaron en el caso.

Al salir de los separos, los quejosos insistieron que el único delito cometido fue participar en la manifestación “Por la Paz” para exigir resultados ante los cerca de 9 mil homicidios cometidos desde enero de 2008 a la fecha, cuando el presidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa, decidió declarar la guerra al crimen organizado.

Julián Álvarez, estudiante universitario liberado anoche y activista perteneciente al Frente Plural Ciudadano (FPC), declaró que fue atacado por policías preventivos después de exigir la liberación de algunos de sus compañeros de marcha que habían sido apresados la tarde del martes.

Álvarez refirió que ante la negativa de la autoridad de permitir a una comisión ingresar a constatar el estado de los detenidos, colocaron cruces en la entrada del edificio policiaco y, en respuesta, fue golpeado por agentes, quienes lo remitieron a las celdas de la estación de policía del distrito Universidad, junto con otras 15 personas.

El manifestante, que presentaba un derrame en el ojo derecho e hinchazón en el rostro debido a los golpes recibidos, indicó que por varios minutos fue pateado, golpeado e insultado por los uniformados.

“Yo interpondré una denuncia penal en contra de quienes me golpearon y, por supuesto, de la Policía Municipal por lo que nos hicieron”, dijo.

El activista social agregó que la intención original de la marcha sofocada el martes era colocar 9 mil cruces en señal de repudio y justicia por igual número de muertes acontecidas en esta frontera, actividad que continuarán en los próximos días.

“Si sólo pegamos cinco y nos faltan 8 mil 995, vamos a continuar hasta terminar”, afirmó.

El profesor Armando González Bailón, otro de los activistas encarcelados, indicó a su salida de las instalaciones de la FG, que las organizaciones civiles deberán insistir y redoblar los esfuerzos.

González Bailón dijo que se debe luchar contra una violencia que no sólo opera en contra de los ciudadanos a través de los delitos como secuestro, extorsiones y asesinatos, sino contra aquellos que buscan respuestas de la autoridad.

“Vemos también cómo son atacadas también las organizaciones sociales que luchan contra este flagelo y en lugar de encontrar en las autoridades respuestas, formas de buscar el bien para la sociedad juarense, vemos que hay reacciones de esta naturaleza”, indicó.

El profesor refirió que una de las exigencias que deben continuar es la de la desmilitarización del país.

Por su parte Gero Fong, integrante del FPC, dijo que desde que ingresaron a las celdas municipales fueron atacados física y verbalmente, y negó que los manifestantes hubieran intentado desarmar a los policías.

“Ahí están los videos muy claros, donde se ve que nosotros andamos desarmados y no solamente eso; también dijeron que yo traía droga, la intención de ellos era refundirme en el Cereso”, dijo.

Comentarios

Load More