Con rezos y oraciones, recuerdan primer aniversario luctuoso de Samuel Ruiz

SAN CRISTÓBAL DE LAS CASAS, Chis. (apro).- Cientos de tzotziles, tzeltales, choles y tojolabales, principalmente; feligreses y sacerdotes de 42 municipios, así como los obispos Felipe Arizmendi Esquivel, Raúl Vera López y Enrique Díaz Díaz, recordaron el primer aniversario luctuoso de Samuel Ruiz García, conocido como JTatik por los pueblos indígenas, a los que dedicó su vida y obra por 40 años al frente la Diócesis de San Cristóbal.

Indígenas presos en las cárceles de Chiapas, líderes de organizaciones sociales y campesinas, activistas defensores y promotores de los derechos humanos, incluso grupos guerrilleros como el Ejército Popular Revolucionario (EPR), recordaron la ausencia de Ruiz García, quien llegó a Chiapas en 1959 como obispo y marcó un hito en la historia clerical de esa diócesis.

Las actividades comenzaron ayer martes con rezos y oraciones encabezadas por el obispo de Saltillo, Raúl Vera López, y continuaron hasta esta tarde.

Hoy, el sacerdote Gonzalo Ituarte, “mano derecha” de Samuel Ruiz García durante muchos años, ofició la misa en honor al obispo emérito.

“Tu rostro, retador, amable amigo, de pastor y obispo, sigue en medio de nosotros. Después de un año estamos nuevamente junto a ti, para celebrar el don de tu episcopado, para tu renovar tu reconversión y para alegrarnos con tu pascua”, dijo Ituarte.

Añadió que algunos que han llegado desde ayer han buscado el rostro de JTatik en la exposición fotográfica montada fuera de la catedral, pero se han sorprendido al no encontrar sino el del indígena que continúa apareciendo siempre en la memoria de Ruiz García.

“¿Se olvidó el artista de tu rostro? Todo lo contrario, han recogido el espíritu de tu palabra: ‘no soy yo el protagonista’, el verdadero protagonista, el sujeto es el pueblo indio que ansía verdadera libertad, verdadera justicia, verdadera dignidad”, dijo Ituarte.

El párroco señaló que ahora que el gobierno descubrió que los indígenas tarahumaras están muriendo de hambre, “hubo acciones de solidaridad con más propaganda que efectividad”. Sin embargo, destacó que “no es con migajas que se pueden cambiar las estructuras injustas”.

Hizo notas que “hay hambre, miseria e injusticia no sólo en la Tarahumara; hay en la selva de Chiapas, en la sierra, en todo el continente y en México diariamente hay personas que mueren de hambre o de las consecuencias del hambre”.

A la par de estas conmemoraciones religiosas, el Partido Democrático Popular Revolucionario-Ejército Popular Revolucionario PDPR-EPR, envió una misiva donde recordó el compromiso de Samuel Ruiz y su destacada labor en defensa de “las más nobles causas” del pueblo mexicano.

Los indígenas, por su parte, invitaron a todas las organizaciones independientes a seguir por el camino que JTatik Samuel Ruiz García dejó marcado.

Durante la ceremonia religiosa presidida por el obispo Raúl Vera López, se entregaron los reconocimientos “JTatic Samuel jCanan Lum”, a comunidades y colectivos de Chiapas que se han destacado por su servicio, cuidado y trayectoria en su trabajo liberador por las causas del pueblo.

En esta ocasión recibieron el reconocimiento la organización “Encuentros de Constructores de Paz y Reconciliación”, conformado por hombres y mujeres de varias regiones de Chiapas, por su trabajo ecuménico, diversidad cultural y política; a los indígenas choles del ejido Nuevo Tila, ubicado en el municipio de Tila, por trabajar por más de 30 años en la defensa de su tierra, porque los hombres y las mujeres participan en las acciones comunitarias por conservar su tierra, elegir a sus autoridades y fomentar la participación de las mujeres.

También recibió el reconocimiento la organización “Misión de la Santísima Trinidad”, conocida como “Misión Arena”, del municipio de Ocosingo.

Comentarios

Load More

Informate en la revista digital de Proceso