Denuncian secuestro y tortura contra defensor de derechos laborales en Puebla

PUEBLA, Pue. (apro).- El Centro de Apoyo al Trabajador (CAT) denunció que el pasado martes 15, cuatro personas encapuchadas secuestraron al defensor de derechos laborales, José Enrique Morales Montaño, a quien mantuvieron retenido por 17 horas y lo sometieron a torturas y amenazas.

De acuerdo con la denuncia hecha pública por el CAT,  Montaño Morales se dirigía a una audiencia en la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, en esta ciudad, para defender a un grupo de trabajadores de la industria textil, cuando fue interceptado por los cuatro encapuchados que iban a bordo de una camioneta.

“Durante las 17 horas que duró el secuestro, sus captores lo torturaron gravemente, pusieron una pistola en su sien en repetidas ocasiones, y amenazaron de muerte a él y a las demás integrantes del CAT”.

A las 5:00 horas de este miércoles, los captores abandonaron a Morales Montaño en la carretera Puebla-Veracruz, luego de robarle su celular y mochila.

De acuerdo con el CAT, “a las 7:30 horas del día de hoy, Blanca Velázquez, directora del CAT, recibió un mensaje enviado desde el celular robado del señor Morales Montaño que decía literalmente: Te vas a morir, perra”.

El Centro de Apoyo al Trabajador, organización no gubernamental que promueve el ejercicio y la defensa de los derechos humanos laborales y visibiliza condiciones de precariedad en las que se desarrolla el trabajo, asegura que este secuestro forma parte de un clima de hostigamiento sistemático al que son sometidos los integrantes del CAT desde el año 2008, principalmente por parte de empresas multinacionales.

Recuerda que en 2010, desconocidos robaron las oficinas del CAT y dejaron escrita una amenaza en una de las paredes. Desde entonces, sus integrantes han sido asaltados físicamente y han recibido mensajes de amenazas vía electrónica.

En respuesta a dichas amenazas, el Proyecto de Derechos Económicos Sociales y Culturales, A.C. (ProDESC) pidió a las comisiones nacional y estatal de Derechos Humanos que otorgara medidas cautelares para proteger a los integrantes del CAT.

“Dichas medidas fueron otorgadas por ambas Comisiones y remitidas para su ejecución a la Comisión Estatal, sin embargo, después de sólo 12 meses, y sin ningún avance en las averiguaciones previas del caso, dicha Comisión suspendió las medidas de manera unilateral y sin hacer el análisis de riesgo correspondiente que justifique dicha suspensión”, expone.

En la denuncia se asegura que el CAT ha sido objeto de una campaña de desprestigio por parte de actores gubernamentales y empresariales.

El 27 de julio de 2011, el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra), Luis Espinosa Rueda, calificó como “un peligro para Puebla” al CAT y a su líder Blanca Velázquez, al afirmar que “esta agrupación solamente busca desestabilizar a las empresas, sobre todo aquellas de procedencia estadunidense”.

Y, por si fuera poco, la agrupación refirió que pasado el 12 de abril, el líder estatal de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) y presidente de la Comisión de Trabajo y Previsión Social del Congreso local, Leobardo Soto Martínez,  acusó al CAT  de entrometerse en la vida sindical y empresarial de Puebla.

En esa ocasión, Soto Martínez amenazó con “defender a las empresas donde tenemos contratos colectivos de trabajo, cueste lo que cueste, y si hay violencia ni modo. No vamos a perder el contrato en empresas de Puebla ni del resto del país”.

 

Comentarios

Load More