PRI acusa a Ebrard de desviar recursos para apoyar a AMLO a través de #YoSoy132

MÉXICO, D.F. (apro).- La dirigencia nacional del PRI acusó a Marcelo Ebrard de presunto “desvió de recursos” del erario para favorecer al candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador, mediante el apoyo al movimiento #Yosoy132.

Los estudiantes, a los que el dirigente nacional priista, Pedro Joaquín Coldwell llamó “porros” y el candidato presidencial del PRI, Enrique Peña Nieto, consideró como un movimiento “no genuino”, hoy son considerados por los priistas como una manifestación “auténtica de jóvenes” a la que el PRD pretende manipular.

La acusación del PRI se originó luego del escándalo mediático en que se vio involucrado #Yosoy132 al dar a conocer “opiniones y revelaciones” del exlíder estudiantil Saúl Alvídrez –quien fue grabado furtivamente por el también exdirigente del movimiento, Manuel Cossío–, en las que establece que detrás de la agrupación están López Obrador y Marcelo Ebrard Casaubon.

En un comunicado el PRI señala al grupo “México Ahora o Nunca” como el encargado de cooptar a los jóvenes; e identifica como “operadores” de ello al reportero de la revista Proceso, Jenaro Villamil –quien dio a conocer los exorbitantes gastos de Peña Nieto para promocionar su imagen y su actuación en contubernio con Televisa–; a Epigmenio Ibarra –productor de televisión independiente–; a Anabel Hernández –periodista que ha publicado cuatro libros contra funcionarios de los gobiernos panistas de Vicente Fox y Felipe Calderón–, así como los analistas políticos Alfredo Jalife y John Ackerman.

La dirigencia priista sustenta sus acusaciones en el video que Manuel Cossío grabó de sí mismo, en el cual aparece leyendo un documento en el que acusa a gente cercana a López Obrador como Marcelo Ebrard y Alejandro Encinas, de pretender dirigir el movimiento estudiantil por caminos que beneficien al candidato presidencial de la izquierda, hecho que lo llevó a desencantarse de la agrupación #YoSoy132. Además, argumenta que él fue el creador del portal que lleva dicho nombre.

Para respaldar su demanda, los priistas recurrieron a la grabación que realizó a escondidas Manuel Cossío, al estudiante del Teconológico de Monterrey, Saúl Alvidrez, quien afirma que detrás de él está Encinas, que él lo couchea (orienta) para entrevistas y que hasta les pondría una oficina para el movimiento.

La dirigencia priista, pregunta por todo lo anterior a Marcelo Ebrard si considera “democrático utilizar recursos públicos para intentar manipular un movimiento auténtico de jóvenes”.

En el comunicado, los mismos jóvenes que el 11 de mayo fueron calificados de “porros” y “no genuinos” por Pedro Joaquín Coldwell y Peña Nieto, hoy fueron exaltados –junto con sus “ideales”– por la dirigencia priista:

“¿Le parece correcto lastimar de esta manera los ideales de una nueva generación que sí cree en la participación ciudadana, autónoma y no partidaria”, cuestiona el PRI, el mismo que respaldó la negativa de Peña Nieto a participar en el debate presidencial organizado por #YoSoy132 por considerar “anti Peña” y que no existen condiciones para la participación del candidato priista, aunque hoy reconocen por su “participación ciudadana”.

Finalmente, los priista preguntan a Ebrard si reportará ante el IFE como gasto de campaña de López Obrador la autorización del Zócalo para el concierto del pasado sábado que fue convocado por las redes sociales como un respaldo a #Yosoy132.

Los voceros autorizados del movimiento estudiantil aclararon que tanto Manuel Cossio como Saúl Alvídrez, fueron expulsados del movimiento por pretender erigirse en líderes cuando establecen que su dirigencia es “horizontal”.

Comentarios

Load More