La cúpula empresarial cierra filas con Peña Nieto

MÉXICO, D.F. (apro).- La cúpula empresarial reconoció al priísta Enrique Peña Nieto como ganador de la elección presidencial, e instó a los actores políticos a “dar vuelta a la página electoral” y llevar a cabo una transición “ordenada y productiva”.
De acuerdo con el Consejo Coordinador Empresarial (CCE), en “el caso de la elección presidencial, los cómputos distritales, que incluyeron el histórico recuento voto por voto de más de 50% de las casillas totales, confirman que el licenciado Enrique Peña Nieto se perfila como presidente electo de México. Le expresamos nuestro reconocimiento y disposición para empezar a trabajar juntos y con todos los mexicanos por el bien de la nación”.
Sin mencionar que el pasado fin de semana miles de voces manifestaron su repudio al exgobernador del Estado de México, tanto en el país como en el extranjero, y sin tomar en cuenta la impugnación de la elección por parte de la izquierda, el organismo empresarial presidido por Gerardo Gutiérrez Candiani señaló:
“Logramos un récord de participación cívica en términos absolutos, en el marco de los comicios más vigilados en nuestra trayectoria democrática…Hemos decidido colectivamente quiénes serán nuestros gobernantes, según la premisa democrática del veredicto de las mayorías”.
El CCE agregó que es necesario realizar una transición ordenada y productiva de la mano del presidente Felipe Calderón, y así comenzar a trabajar para conciliar visiones y sumar voluntades en torno de las prioridades del país.
Tras ello, la cúpula empresarial manifestó en un comunicado que el proceso electoral debe agotarse conforme a los cauces legales establecidos, que incluyen la resolución de las denuncias e impugnaciones que se presenten.
“Todos los participantes tienen derecho a solicitarlas, pero también la obligación de acatar el fallo de la autoridad, aunque no les sea favorable”, insistió.
Gutiérrez Candiani explicó que México tendrá un gobierno dividido, sin que el Ejecutivo ni ninguna agrupación política cuenten con la mayoría absoluta en el Congreso de la Unión. Sin embargo, añadió, se necesitarán acuerdos para sacar adelante reformas como la hacendaria, laboral, energética y política, entre otras.
Y le dejó un mensaje a Peña Nieto: “Los mexicanos no quieren un gobierno omnipotente, pero tampoco más años de esterilidad legislativa, estancamiento político y confrontación. Que las prioridades del país no se pongan en segundo plano, sujetas a las necesidades y tiempos de la competencia por puestos y recursos públicos”.
Además, advirtió que ha empezado a conformar equipos interdisciplinarios de trabajo para participar activamente en el periodo de transición, con especialistas en las diversas ramas involucradas en los ocho ejes de su Agenda por México: estabilidad macroeconómica, crecimiento económico y empleo, reformas estructurales, educación, seguridad social, seguridad pública, estado de derecho y democracia.
Concluyeron con un espaldarazo a Peña Nieto al asegurar que “es responsabilidad de todos tener una transición sexenal que contribuya a la unión de los mexicanos, con claridad de rumbo y metas en las que todos tengamos algo que aportar y que ganar. Sentemos bases firmes para iniciar un periodo fecundo de transformación y progreso”.

Comentarios

Comunicólogo hecho por la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM; reportero labrado en Proceso.

Load More