Acepta PRI debatir con PRD gastos de campaña

MÉXICO, D.F. (apro).- El dirigente nacional del PRI, Pedro Joaquín Coldwell, afirmó que “no hay duda de que Enrique Peña Nieto protestará el 1 de diciembre” como presidente constitucional de México, y aceptó un debate público con su homólogo del PRD, Jesús Zambrano, para discutir el tope de gastos de campaña y los mecanismos de triangulación de fondos.

Después de presentar ante el Instituto Federal Electoral una nueva denuncia contra la “estructura paralela” diseñada para “evadir mecanismos de control” en el Movimiento Progresista, Pedro Joaquín insistió que todo marchará conforme a lo planeado por su equipo de campaña.

Antes, el líder nacional del PRD, Jesús Zambrano, había retado a Codwell a debatir públicamente sobre los gastos de campaña de sus candidatos presidenciales.

Esta idea surgió luego de que el dirigente priista afirmó que la asociación Honestidad Valiente, que apoya a Andrés Manuel López Obrador, recibió recursos por un millón 200 mil pesos, mismos que fueron usados en su campaña presidencial.

En opinión de Zambrano, los priistas carecen de creatividad para defenderse de los señalamientos de lavado de dinero usado para la campaña presidencial de su candidato Enrique Peña Nieto,

“Pues ni para eso tienen creatividad los del PRI. Ya no hallan cómo salir del atolladero en el que están metidos con tantas evidencias, las investigaciones periodísticas mismas, los datos que nosotros como Movimiento Progresista estamos presentando sobre cómo se utilizaron empresas fantasma para hacer triangulaciones y meter dinero ilegal, de origen desconocido, ilícito al proceso electoral a favor de Peña Nieto”, destacó en entrevista.

Para Zambrano, las acusaciones contra López Obrador son un “contragolpe” destinado a desviar la atención de sus violaciones a la ley.

Desde la perspectiva del líder del PRD, de ninguna manera pueden equipararse los señalamientos y denuncias, pues “nosotros sí hemos hecho y presentado pruebas, y que han salido a la opinión pública no solamente por parte nuestra, sino por investigaciones periodísticas.

“El propio IFE dijo que había una cuenta del PRI en Monex, que luego la negaron, y después reconocieron que sí había por 66 millones de pesos. Entonces, tienen no solamente los dedos contra la puerta, sino que tienen la cabeza”.

“Una vez más, ahora públicamente, invito (al líder del PRI, Pedro Joaquín Coldwell) si quiere hablar, como reto político para que, ante la opinión pública, presentemos lo que cada quien tiene, a ver quién miente”, emplazó.

Comentarios