Estallan Los Zetas contra Osiel Cárdenas

MÉXICO, D.F., (apro).- La organización criminal de Los Zetas tapizó de narcomantas los municipios veracruzanos de Tihuatlan, Poza Rica, Martínez de la Torre y Papantla.

Según información difundida por los periódicos regionales Noreste, La Opinión de Poza Rica y el Diario de Tuxpán, las narcomantas fueron colocadas en distintos puntos de los municipios arriba citados y en ellas acusan al exlíder del Cártel del Golfo, Osiel Cárdenas Guillén, preso en Estados Unidos, de ser informante de la DEA.

Además, se lanzan contra dos exmiembros de la organización, Iván Velázquez Caballero, El Talibán o Z-50,  y Cruz Galindo, Z-9 o El Mellado, al llamarlos “traidores”.

En los narcomensajes, Los Zetas acusan a la DEA de suministrar armas al Cártel del Golfo, en aras de propagar actividades “terroristas” en suelo mexicano para “desestabilizar al país”.

Es más, denuncian que la DEA autoriza a Osiel Cárdenas Guillen a hablar por teléfono con miembros de su organización criminal para “poner el dedo” a comandantes de Los Zetas, a cambio de reducir su condena.

Los Zetas dedican también un párrafo a Los Caballeros Templarios.

“¿Para qué se hacen pendejos Los Caballeros Templarios?, si cuando Osiel les hablo por teléfono, porque Osiel habla de adentro (sic), ¿Por qué los gringos lo dejan que hable para qué organice?. Fue el licenciado Guerrero hasta Morelia hablo con “El Chango Méndez” (en alusión al líder de La Familia Michoacana,  José de Jesús Méndez Vargas, hoy ya preso) y con El Chayo (Nazario Moreno González, ya muerto en un enfrentamiento con fuerzas federales, en Michoacán). Le pueden preguntar al Chango, ahí lo tienen preso y pregúntenle al Costilla (Eduardo Costilla) que también está preso, para que sepan que no son mentiras lo que decimos”.

En las mantas escritas a un solo párrafo, “Los Zetas” también incriminan a la organización criminal de “Los Caballeros Templarios”:

“¿Para qué se hacen pendejos Los Caballeros Templarios?, si cuando Osiel les habló por teléfono, porque Osiel habla de adentro (sic), ¿Por qué los gringos lo dejan que hable para qué organice?. Fue el licenciado Guerrero hasta Morelia hablo con “El Chango Méndez” (en alusión al líder de La Familia Michoacana,  José de Jesús Méndez Vargas, hoy ya preso) y con El Chayo (Nazario Moreno González, ya muerto en un enfrentamiento con fuerzas federales, en Michoacán). Le pueden preguntar al Chango, ahí lo tienen preso y pregúntenle al Costilla (Eduardo Costilla) que también está preso, para que sepan que no son mentiras lo que decimos”.

En las distintas narcomantas que aparecieron en los municipios de Tihuatlan, Poza Rica, Martínez de la Torre y Papantla, Ayuntamientos en el norte de Veracruz, “Los Zetas” aseguran que el p gobierno de Estados Unidos estaría dando armas a los integrantes del Cártel del Golfo para “desestabilizar” al país.

“Para qué se hiciera la guerra, para desestabilizar al país, los gringos le dan las armas por medio del lic (sic) Guerrero. ¿Para qué este desmadre?, ¿pregúntense qué sentido tiene poner carros bomba, no tiene sentido, no se los está poniendo algún jefe Zeta para matarlos (sic), no lo está poniendo a la población civil, eso es para que digan que hay terrorismo en México y así poder meter su cuchara. No se dejen engañar los Golfos son informantes de la DEA”, señala la narcomanta en sus últimas líneas.

De refilón y desahogo, el autor de la manta incrimina a Iván Velázquez Caballero “El Taliban”, por traidor y por ser un informante, aunque la manta no especifica sí del Cártel del Golfo o de la DEA.

“Y así se van a acabar putos, si no me los chingo yo primero. Ustedes solos se van a ir poniendo el dedo y el pinche mediocre del Taliban se fue porque estaba igual que “El Mellado”, (en alusión a Cruz Galindo con la clave Z-9) de pinche infiltrado acá con nosotros”.

Comentarios

Load More