Arman acto masivo de apoyo para refrendar mandato de Chávez

MÉXICO, D.F. (apro).- Con la presencia de algunos jefes de Estado y seguidores del presidente Hugo Chávez, el gobierno de Venezuela se prepara para realizar un acto masivo de apoyo al mandatario, el próximo jueves 10, frente al palacio de Miraflores en Caracas, día en que debería tomar posesión ante la Asamblea Nacional del nuevo periodo para el que fue elegido.

Sin dar detalles sobre el estado de salud de Chávez y si estará o no presente para refrendar su encargo, el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, convocó a una gran concentración en Caracas para apoyar al mandatario venezolano “de manera contundente”.

En rueda de prensa, Cabello dijo que presidentes de “países amigos” viajarán a Caracas para expresar su solidaridad con Chávez, quien es atendido en La Habana, Cuba, luego de haber sido intervenido quirúrgicamente por cuarta ocasión por el cáncer que padece.

Acompañado por el vicepresidente Nicolás Maduro, elegido por Chávez para contender en una eventual elección extraordinaria si no puede retomar la presidencia, el número dos del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) se negó a precisar si Chávez estará presente en el evento.

“Nosotros no descartamos absolutamente nada”, se limitó a decir cuando le preguntaron al respecto.

Según la agencia AFP, que cita una fuente del Ministerio de Relaciones Exteriores de Uruguay, el presidente de ese país, José Mujica, es el único hasta ahora que ha confirmado su presencia en a la concentración convocada.

“Ellos (los presidentes amigos) han manifestado por muchas vías querer venir aquí a Venezuela, inclusive algunos han ido directo a visitar al presidente”, dijo en referencia a las visitas que han hecho en a Cuba en las últimas semanas los presidentes de Ecuador, Rafael Correa, y de Bolivia, Evo Morales.

Además, la presidenta argentina Cristina Kirchner tiene también previsto un viaje a Cuba para este jueves, justo el día en que debería tomar posesión Chávez, en el poder desde 1999.

El gobierno ha señalado que Chávez puede tomar posesión de su nuevo mandato cuando esté en condiciones ante el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) y que la fecha del 10 de enero, para la toma de posesión, es un “formalismo”.

De acuerdo con la Carta Magna venezolana, el presidente debe tomar posesión el 10 de enero ante la Asamblea Nacional y establece que ante una situación “sobrevenida” puede hacerlo ante el TSJ, pero no fija fecha.

Inaceptable alterar Constitución: Episcopado

Sobre la polémica que ha generado la toma de posesión de Hugo Chávez, la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) calificó como “moralmente inaceptable” alterar la Constitución para “alcanzar un objetivo político”; y advirtió que el asunto podría derivar en anarquía e ingobernabilidad.

“No habría tenido ningún sentido la jornada electoral del 7 de octubre si no hubiese estado en función de un período distinto de gobierno. No es propósito de esta asamblea intervenir públicamente en la interpretación de la Constitución pero en este caso está en juego el bien común del país y la defensa de la ética.

“Alterar la interpretación de la Constitución para alcanzar un objetivo político es moralmente inaceptable”, dijo monseñor Diego Padrón, presidente de la CEV.

En un comunicado añadió que si se prescinde de la Constitución, se prescinde también de la institución “y se cae en la pugna por cuotas de poder, en la violencia, en la anarquía e ingobernabilidad”.

“Esta Asamblea se une al pueblo venezolano, del cual forma parte, para rechazar categóricamente todo posible intento de manipulación de la Constitución a favor de intereses de una parcialidad política y en detrimento de la democracia”, subrayó.

El representante católico dijo que la población está confundida porque hasta hoy no hay certeza del estado de salud del mandatario venezolano.

“El gobierno no le ha dicho al pueblo toda la verdad, a la cual tiene pleno derecho a acceder de manera cierta. Sólo le ha comunicado con evidente dificultad su verdad política”, apuntó Padrón.

Al referirse a las declaraciones de la CEV, Diosdado Cabello, presidente de la Asamblea Nacional, consideró que probablemente ésta se refería a la oposición que “no quiere respetar” la Constitución y busca dar un ‘golpe de Estado’ para conseguir lo que no logró en las presidenciales del 7 de octubre”, cuando Chávez ganó la elección con 55% de los votos contra 44% del líder opositor Henrique Capriles.

La oposición sostiene que el 10 de enero termina el segundo mandato de Chávez, y que si éste no reasume, es precisamente Cabello quien debe hacerlo de forma temporal para luego convocar a elecciones.

Además, rechaza que el gobierno permanezca en funciones porque ese día termina el actual periodo constitucional y empieza el nuevo.

“El 10 de enero arranca un periodo constitucional. Si el 10 de enero (Chávez) no viene a ese acto de juramentación, empiezan a correr unos plazos que la propia Constitución establece”, dijo este lunes Capriles.

Sin embargo, Cabello afirmó el sábado pasado que Chávez “seguirá siendo el presidente más allá del 10 de enero”; y recordó que tiene un permiso del Legislativo para ausentarse del país y que éste se extiende hasta que “regrese una vez curado”.

De acuerdo con el más reciente parte médico oficial sobre el estado de salud de Chávez, difundido hoy, “el presidente se encuentra en una situación estacionaria” relacionada con la insuficiencia respiratoria que enfrenta “como consecuencia de una infección pulmonar sobrevenida en el curso del postoperatorio”, dijo el ministro de Comunicación, Ernesto Villegas.

Comentarios

Load More