Destituye Sedesol a siete “mapaches electorales” en Veracruz

MÉXICO, D.F. (apro).- Tras la denuncia del PAN que con audios y videos reveló la existencia de una estructura de funcionarios veracruzanos dispuestos a desviar programas sociales para favorecer al PRI en las próximas elecciones, la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) destituyó de su cargo a siete funcionarios.

Los destituidos son: el coordinador operativo de Sedesol, Felipe Sosa Mora; los jefes de zona, Eli Jesser Mendoza Isidoro y Raúl Molina; la encargada del enlace operativo del programa 65 y Más, Graciela Tejeda Mendoza, y los funcionarios del programa Oportunidades, Jesús Balbuena y Mariano Molina. En tanto, el delegado de la dependencia en la entidad, Ranulfo Márquez Fernández, fue removido temporalmente de su cargo en lo que se le investiga.

El delegado suspendido es identificado como uno de los hombres más cercanos al exgobernador Fidel Herrera. Fue dirigente estatal del PRI, diputado federal, consejero del PRI ante el IFE y operador en campañas políticas desde Miguel Alemán.

En la breve rueda de prensa donde anunció estas medidas, la titular de Sedesol, Rosario Robles, quien se dijo apartidista, pidió que las instancias judiciales correspondientes investiguen a estas personas, les “aplique la ley” y se llegue “a las últimas consecuencias”.

Robles no respondió al cuestionamiento sobre si ella también dimitirá y sobre su vínculo con el gobernador veracruzano, Javier Duarte. Antes, en una entrevista de radio en MVS se deslindó de los funcionarios de su dependencia y dijo que Sedesol federal no era responsable de su comportamiento.

“No estamos involucrados en ningún proceso electoral y quiero decir a los presidentes de los partidos políticos que de ninguna forma estaremos involucrados en los procesos electorales”, dijo aunque –otra vez– no especificó de qué manera blindará los programas sociales, y especialmente la Cruzada Nacional contra el Hambre, de la manipulación electoral.

Fueron mantenidos en sus cargos Paula Hernández Olmos, coordinadora nacional del programa Oportunidades; Héctor Pablo Ramírez, director general de Liconsa y Héctor Eduardo Velazco, director general de Diconsa; Alejandro Baquedano, coordinador del programa Oportunidades en Veracruz, a quienes el PAN acusó una noche antes de ser operadores políticos, y quienes se han caracterizado por ser cuadro priístas.

Como este semanario publicó en su momento (edición del 8 de enero del 2013), los altos cargos dentro de Sedesol son salinistas y cuotas de los grupos priistas de Atlacomulco e Hidalgo.

En la Subsecretaría de Desarrollo Social está el peñista Ernesto Nemer, extitular de la Secretaría de Desarrollo Social del Estado de México; la salinista y exdirectora de Obras Públicas en el gobierno de Hidalgo de Miguel Ángel Osorio Chong, Paula Angélica Hernández como directora de Oportunidades; el exsecretario de Desarrollo Social de Puebla, Juan Carlos Lastiri Quirós como subsecretario de Prospectiva; el exsecretario particular de Peña Nieto, el atlacomulquense Héctor Eduardo Velasco, como director de Diconsa; y en Liconsa, uno de los operadores políticos del oaxaqueño Ulises Ruiz y “golpeador” de Peña Nieto en la campaña, Héctor Pablo Ramírez Puga Leyva.

También están la mexiquense Liliana Romero Medina en Fonart; la también excolaboradora de Peña Nieto en el Estado de México, María Angélica Luna, en el Instituto Nacional de Desarrollo Social, y en el Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores quedó Aracely Escalante Jasso, del grupo político de Peña Nieto.

Este escándalo se da a un día de la llegada del expresidente brasileño, Luiz Inácio ‘Lula’ Da Silva, famoso por su exitoso programa ‘Fome Zero’ (Hambre Cero), cuya imagen será utilizada para promover la Cruzada Nacional contra el Hambre y quien tiene un acto público mañana al lado de Enrique Peña Nieto en Zinacantán, Chiapas.

“La única batalla que tiene Sedesol y que tiene Rosario Robles es la batalla contra el hambre”, dijo en la conferencia la experredista y neopeñista Robles.

En la conferencia realizada en la víspera y donde fue presentado el “cártel rojo de Veracruz”, el dirigente nacional del PAN, Gustavo Madero, denunció también su preocupación por el uso político de la Cruzada Nacional contra el Hambre en los 14 estados donde habrá elecciones.

Al presentar sus pruebas (subidas a la página de internet www.ladronesdeelecciones.com), el PAN señaló que 57 funcionarios veracruzanos de los distintos niveles de gobierno que participaron en reuniones para constituir una estructura paralela para desviar programas sociales. Uno de los líderes de las reuniones fue el exgobernador priista Fidel Herrera.

Cabe destacar que a partir de la llegada de Enrique Peña Nieto, la Sedesol sustituyó a todos sus delegados federales en las 32 entidades federativas, 14 de los cuales fueron reemplazados por cuadros priístas activos, entre ellos Ranulfo Márquez Fernández, el delegado recién separado de su cargo por el escándalo del “cártel rojo de Veracruz” –como lo denominó el PAN.

Por su parte, el procurador general de la República, Jesús Murillo Karam, anunció que investigará la denuncia del PAN contra los 57 funcionarios denunciados por el PAN.

Acerca del autor

(Ciudad de México, 1974) es una reportera mexicana. Ha colaborado para varios periódicos y revistas de Argentina, Chile, Colombia, Ecuador, Estados Unidos, México, Perú y Uruguay, entre algunas de ellas: Proceso, Gatopardo y Etiqueta Negra. Ha realizado labores de activismo a favor de los derechos humanos y en contra de los asesinatos y exilios de periodistas.

Comentarios