Aspiraba a gobernar Veracruz, ahora lo investigan por ‘mapache’

XALAPA, Ver. (apro).- Con su despido por ‘mapache electoral’, el exsecretario de Finanzas y Planeación (Sefiplan), Salvador Manzur Díaz, vio esfumarse también cualquier posibilidad de contender por la candidatura del PRI a la gubernatura de Veracruz en los comicios del 2016.

Y es que Manzur Díaz es uno de los funcionarios estatales bajo investigación por su presunta participación en una red de ‘mapaches’ electorales, en la que estarían involucrados también el propio gobernador Javier Duarte y la secretaria de Desarrollo Social federal, Rosario Robles Berlanga.

Incluso, la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade) confirmó que está en curso la investigación por el presunto uso de programas sociales con fines electorales en el estado de Veracruz.

Ayer, el mismo Duarte adelantó que existía una indagatoria “que debe desarrollarse con plena libertad y a fondo para deslindar responsabilidades” por los hechos denunciados por el PAN.

Es más, reveló que por esa razón relevó de su cargo a Manzur.

“Sé que actúan y han actuado con apego a derecho, pero es importante que eso quede comprobado por las investigaciones en curso para evitar suspicacias y quitar pretextos”, explicó Duarte.

Manzur Díaz era visto por las distintas corrientes priistas como fuerte aspirante a suceder a Duarte en el 2016.

Además, el propio Manzur confesó en uno de los videos filtrados por el PAN que sus aspiraciones iban en ese sentido.

“Es un momento y una oportunidad muy buena y muy importante en la vida profesional, en la vida política de nuestro grupo, de nuestro equipo, y por eso he tomado la determinación de aceptar esta invitación que nos hace el gobernador para poder seguir ayudándole. Él me instruyó que yo sea el enlace del gobierno del estado aquí en Boca del Río, por lo tanto me voy, pero no me voy. Voy a continuar con todo el entusiasmo que le hemos imprimido a los trabajos políticos. Voy a poder ayudar más a Boca del Río y de ahí… al estado de Veracruz”, dijo.

El candidato del PRI a la alcaldía de Boca del Río, Sergio Pazos Navarrete, terminó de cerrar el círculo del discurso de Manzur:

“Con el nombramiento de nuestro amigo (al frente de la Sefiplan), creo que es una noticia que debemos de tomar como muy positiva, es algo que todos queríamos. El gobernador Javier Duarte acaba de mandar un mensaje muy claro para nombrar a Salvador Manzur como secretario de Finanzas, mismo puesto en que Fidel Herrera nombró a Javier Duarte de Ochoa, ya no nos hagamos más chaquetas mentales (sic) como decimos nosotros aquí en Boca del Río, de verdad, tenemos en la final del futbol de la política a Salvador Manzur Díaz, ¿para qué?, para un proyecto muy importante que puede venir más adelante”.

En esa ocasión, Pazos también pidió apoyo para que Salvador Manzur no quedara mal con el gobernador Duarte en el proceso electoral del próximo 7 de julio.

“Yo sí quisiera convocarlos a todos ustedes, estamos en el mismo equipo de trabajo político, tenemos un doble compromiso, Salvador es secretario de Finanzas y sólo necesitamos sacar la elección de Raúl Zarrabal en la diputación local, sacar la elección de Sergio Pazos para presidente municipal y ya, bueno, con eso nos vamos derecho… al proyecto que a todos y a muchos nos tiene aquí, ¿no?,  es lo único que les pido”.

Más adelante, el exsecretario de Salud, Pablo Anaya Rivera, consignó de manera triunfal: “Nos tiene que ir a toda madre a todos”.

En las “reuniones de evaluación del grupo Boca del Río”, el operador político del PRI en Boca del Río auguró un proyecto triunfador el próximo 7 de julio, que sería la entrada triunfal al proyecto político de 2016 para suceder a Javier Duarte.

En otro audio, Salvador Manzur señaló que el programa 65 y más (pensiones vitalicias para adultos en plenitud), adscrito al programa Oportunidades, y el respectivo listado de beneficiarios representaban “oro molido” para la operación política-electoral.

La semana pasada, en un evento de salud en la Benemérita Escuela Normal Veracruzana, Duarte de Ochoa negó de manera tajante que por el escándalo de la Sedesol, Salvador Manzur tuviera que abandonar el cargo en la Sefiplan.

Sin embargo, ante las presiones y el riesgo en que fue puesto el Pacto por México, el gobernador optó por pedir su renuncia a Manzur.

No obstante, el mandatario priista aguantó 17 días más en el cargo al secretario de Finanzas, pese a que Rosario Robles decidió cesar a siete de sus funcionarios al otro día que estalló el escándalo de los audios.

Comentarios

Load More