Piden 35 años de prisión para implicado en caso Páramo

CHIHUAHUA, Chih. (apro).- Jonathan Lozoya Duarte, el único detenido hasta ahora por la ejecución de David y Diego Páramo González, fue puesto hoy a disposición de la juez de Garantías, Margarita Elisa Romero Sánchez, quien acreditó la legalidad de la aprehensión y determinó que el joven de 25 años deberá permanecer en prisión hasta que se defina su situación jurídica.

Jonathan dijo que es estudiante de licenciatura –“me quedé en tercer semestre”–, y aseguró que no tenía ingresos económicos.

En la causa penal 1164/2013 se asienta que entre las 3:02 y 3:35 horas del pasado sábado 4 de mayo Jonathan tuvo comunicación con Diego Alejandro Páramo González a través de 85 mensajes de texto por celular.

Según el reporte ministerial, en el que se piden 35 años de prisión para el inculpado, en el vehículo en el que acribillaron a los hijos de los periodistas David Páramo y Martha González Nicholson fueron encontrados casquillos .9 milímetros, cuatro envoltorios de polvo blanco y cristalino, así como tres celulares.

Los agentes del Ministerio Público y peritos encargados de la investigación rastrearon las llamadas hechas por las víctimas antes de perder la vida y de ahí surgió la pista que los guio hacia Jonathan Lozoya.

Con el domicilio en la mano, los agentes acudieron el pasado lunes 6 al domicilio de Jonathan, donde lo citaron a comparecer.

En la audiencia de este jueves, el indiciado dijo que él no tiene nada que ver con la muerte de los jóvenes, que el sólo “los puso” al citarlo en una farmacia.

Sin embargo, confesó que sabe quién los mató. Incluso dio nombres y apodos.

A las 15:17 horas, se le leyeron sus derechos a Jonathan, quien pasó a ser imputado a presunto cómplice del doble homicidio.

La defensa, integrada por un defensor público y uno particular, alegó que era ilegal la detención porque de un momento a otro su defendido pasó de indiciado a presunto culpable. La juez Romero Sánchez validó el dicho de la parte acusadora y determinó que la detención fue legal.

A las 15:40 horas, la juzgadora ordenó su detención por caso urgente y sospecha fundada de su posible participación en el ilícito, por el que fiscal del caso pidió 35 años de prisión.

Jonathan deberá permanecer en prisión hasta el 14 de mayo, fecha que se fijó para resolver su situación jurídica. El mismo imputado pidió la duplicación del término, para que se resuelva su situación, luego de consultar a su abogado particular.

Los familiares de Jonathan abandonaron la sala 15, donde se efectuó la audiencia, sin ofrecer ningún comentario.

Load More