Van 218 mil damnificados y 35 mil casas dañadas en 10 estados

MÉXICO, D.F. (apro).- Las cifras de la tragedia ocasionada por los fenómenos Ingrid y Manuel ascienden a cada momento: 80 muertos, la mayoría en Guerrero, los damnificados superan los 218 mil y las viviendas afectadas suman 35 mil en los 10 estados del país.

En este contexto, el subsecretario de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación (Segob), Luis Felipe Puente, reconoció que no se hicieron las suficientes acciones preventivas ante la gravedad de los fenómenos naturales, pero precisó que fue inesperada la cantidad de agua de las precipitaciones.

“Efectivamente, los albergues se activaron a tiempo en algunos casos, pero la cantidad de agua que cayó en la parte de la sierra, te podría decir, no fue una condición en la que el cálculo de la cantidad de agua pudiese darse, porque el fenómeno estuvo estacionado durante varias horas en el mar, con un mar caliente que le generó mucho más agua de la calculada”, dijo a la conductora Denise Maerker.

“Hablamos de que teníamos, si recuerdas, la semana pasada hablábamos entre 150 y 170 milímetros”, le dijo el funcionario a Maerker, quien le respondió que la Comisión Nacional del Agua (Conagua) le informó, el viernes 13, que las precipitaciones serían de entre 500 y mil milímetros cúbicos.

Puente respondió: “Eso ya fue en el momento que tenían literalmente la condición de agua encima y podemos decirte que la zona de deslaves, la zona de la laguna de Tres Palos en Acapulco, no fue lo que llovió ahí, sino todo lo que nos trajo el deslave y el desfogue de la parte de la sierra, que es lo que más nos preocupa ahorita en todo el país, qué vamos a hacer donde ya tenemos totalmente saturado de agua y nuevamente tendremos lluvias”.

Hasta esta tarde, la Segob había computado 80 fallecidos, 48 de los cuales ocurrieron en Guerrero, pero no incluyó los al menos 15 que ocurrieron en Atoyac de Álvarez, en la sierra de esta última entidad, donde un alud sepultó a por lo menos 70 personas.

Once de los decesos se presentaron en Veracruz, cuatro en Hidalgo, tres en Puebla, dos en Jalisco, otros dos en Michoacán, tres en Tamaulipas, dos en Morelos, tres en Oaxaca, uno en Nuevo León y otro en Coahuila.

Ricardo de la Cruz, director de Protección Civil de la Segob, informó en rueda de prensa de las 80 personas fallecidas, apenas horas después de que el subsecretario de Protección Civil, Luis Felipe Puente, asegurara que sólo eran 60 las víctimas mortales.

El propio secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, aclaró que por la noche del miércoles se darían a conocer cifras actualizadas sobre los fallecidos, entre ellas las de La Pintada, ubicada en la sierra de Atoyac de Álvarez, Guerrero.

“No queremos dar información hasta no ser precisa y cierta”, expuso Osorio, quien aseguró que no hay una crisis de escasez de alimentos. “No hay desabasto”.

Por su parte, Puente informó por la mañana que los estados más afectados son Guerrero, Hidalgo, Jalisco, Morelos, Oaxaca, Puebla, Veracruz, Coahuila, Tamaulipas y Michoacán, donde 155 municipios tienen declaratoria de emergencia, pero se evaluaba hacerlo también con otros de Chiapas, San Luis Potosí, Tamaulipas, Zacatecas, Morelos, Michoacán y Nuevo León.

Informó además que más de 150 mil personas han sido atendidas con alimentos, cobijas y otros apoyos, aunque el número de afectados asciende a 218 mil 594, mientras que son 35 mil las viviendas que sufrieron daños desde muy pequeños hasta derrumbes.

Comentarios

Reportero de Proceso desde 1994, Premio Nacional de Periodismo en periodismo de investigación y autor de tres libros.

Load More