CNTE no se va ni se reubica; compactará su plantón

MÉXICO, D.F. (apro).- La Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) decidió mantener un plantón en la Plaza de la República.

Luego de reunirse por tercera ocasión con autoridades del Gobierno del Distrito Federal (GDF), los dirigentes acordaron compactar el campamento que mantienen en dicho lugar desde el pasado 13 de septiembre, pero no irse ni reubicarse.

Además, los líderes magisteriales señalaron que la propuesta de reorganizar el campamento se consultará en primer lugar con sus bases.

Francisco Bravo, líder de la sección 9 del magisterio disidente, afirmó que el ordenamiento será paulatino, y se evalúa la liberación del circuito vial en torno del Monumento a la Revolución.

El líder magisterial comentó que tras la reunión de hoy con el GDF –la tercera desde el sábado pasado– se acordó mantener el campamento libre de comercio informal y quitar las casas de campaña y carpas que están colocadas cerca de mufas o registros eléctricos, a fin de evitar accidentes.

Los integrantes de la CNTE señalaron que después de consultarlo con las bases, el reacomodo del plantón se verá “físicamente” la próxima semana, aunque habrá acciones inmediatas, como la liberación de las mufas, acción en la que estarán acompañados por personal del GDF.

Bravo aseguró que estas acciones no implican que se vayan a mover de la Plaza de la República o que vayan a aceptar una reubicación.

“No nos vamos a mover del Monumento a la Revolución. Eso lo tenemos que dejar muy claro. No nos vamos a reubicar en ningún otro lado. El reubicar el plantón no garantiza la solución del conflicto.

“La solución del conflicto es con la solución a las demandas que hemos presentado. El conflicto tiene que ver con la reforma educativa”, puntualizó.

Lo único que aceptarán es una reorganización del plantón que permita mejorar sus condiciones y las del entorno, afirmó Bravo al salir de una reunión de 30 minutos con el secretario de Gobierno capitalino, Héctor Serrano.

La noche de este viernes, sostuvo, los maestros realizarán una nueva asamblea para una comisión que revise cada espacio del campamento, el número de maestros que hay –se calcula que suman cuatro mil– y la distribución de lugares.

Una vez que se nombre la comisión, iniciará la reorganización y una nueva discusión para liberar la vialidad del circuito de la Plaza de la República.

“Dependiendo de ello, estaremos revisando, en los próximos días, si hay la posibilidad de liberar el circuito o no. Antes no tenemos la respuesta”, manifestó Juan José Ortega, dirigente de la sección 18 de Michoacán.

Incluso consideró que cabe la posibilidad de volver a tomar el Zócalo, aunque su objetivo por el momento, dijo, es quedarse en el Monumento a la Revolución de manera indefinida.

Tras la reunión con la CNTE, Héctor Serrano dio por hecho que los maestros compactarán su plantón y liberarán las calles y el circuito vial de la zona.

Incluso afirmó que a partir de este viernes iniciará el proceso de liberación de las inmediaciones del Monumento a la Revolución, pero será hasta la próxima semana cuando se concrete el reacomodo.

–¿Hay garantía de que liberen el circuito? –se le preguntó.

–Sí, hay garantía. El acuerdo que tuvimos con ellos es la liberación –respondió Serrano.

Llegan maestros a reforzar plantón

Por la mañana, integrantes de la CNTE provenientes de Oaxaca tomaron las casetas de las autopistas México-Puebla y México-Chalco, donde dieron paso libre a los automóviles que circulan por esas vías.

La Policía Federal reportó que los profesores viajaban en dos autobuses y camionetas, bajaron de ambas unidades y retiraron al personal encargado de cobrar el peaje para ocupar su lugar. Tras ello, los mentores levantaron las plumas y dejaron pasar a los automovilistas sin que pagaran cuota.

Según el personal de las casetas, es la quinta ocasión que los maestros realizan esta maniobra a su entrada al Distrito Federal, donde se sumarán a las movilizaciones contra la reforma educativa.

Comentarios

Load More