Investiga CNDH supuesta agresión de federales a diputado

MÉXICO, D.F. (apro).- La Policía Federal (PF) negó tener antecedentes de la agresión y detención del diputado local petista Rodolfo Ondarza Rovira a manos de uniformados de la corporación durante el desalojo de la plancha del Zócalo capitalino el pasado 13 de septiembre.

Héctor Guzmán Ruiz, director del Área de la Segunda Visitaduría de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), informó al legislador que la dependencia, a cargo de Manuel Mondragón, dijo no tener información del caso, aun cuando esa misma tarde se difundieron en redes sociales fotografías y videos de la agresión propinada a Ondarza por parte de los uniformados.

La respuesta a la CNDH la firmó Francisco Carrillo Curiel, director general adjunto de enlace jurídico de la división de Fuerzas Armadas de la PF en el oficio PF/DFF/DGAEJ/DH/29828/2013, según consta en el expediente.

Personal de la CNDH realizó hoy una diligencia con el afectado en seguimiento a la queja que éste presentó ante el organismo nacional luego de la agresión.

En oficinas de la Asamblea Legislativa, también se le informó que la Procuraduría General de la República (PGR) tampoco tiene conocimiento de los hechos, mientras que la Procuraduría local se reservó dar información sobre el caso, según la investigación del ombudsman.

Guzmán Ruiz consideró que la respuesta de la PGJDF, a cargo de Rodolfo Ríos, “podría generar la sospecha de que sí hay antecedentes”.

El legislador petista detalló que luego de la agresión hizo la denuncia ante la Comisión de Gobierno de la ALDF, encabezada por Adrián Michel. “Ellos por obligación deben haber procedido con la denuncia” ante las instancias correspondientes, acotó.

Durante la diligencia, personal de la Segunda Visitaduría de la CNDH constató la agresión de los policías federales a través de fotografías y dos videos que tomaron integrantes del equipo del diputado en la esquina de la calle Madero y el circuito del Zócalo, donde fue golpeado Rodolfo Ondarza.

La agresión se dio luego de que cientos de policías federales desalojaron el plantón de maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), quienes mantenían ocupada la plancha desde mediados de agosto en protesta por la reforma educativa.

Ondarza Rovira reiteró los hechos de aquel día al decir que fueron vulnerados su fuero y garantías individuales. En los videos se observó que mientras es jaloneado y pateado en el piso, éste se identifica oficialmente como diputado.

También se observan dos camionetas de la PF con número 14658 y 15169; en una de ellas fue subido el diputado y, según su dicho, “desaparecido alrededor de una hora”.

“Nuestro gran crimen fue expresarnos”, dijo, al tiempo que explicó que él llegó al lugar portando medicamentos por si había que auxiliar a alguien, pues él es médico cirujano de profesión.

“Fui golpeado, pateado, me amarraron las manos con cinchos de plástico, fui arrastrado y subido a una camioneta. Me amenazaron, me dijeron que me podrían desaparecer”, contó para fundamentar la queja por tortura física y psicológica interpuesta ante el ombudsman nacional.

Además, recordó que los policías lo pusieron de rodillas y le advirtieron que podían sembrarle droga y armas largas para justificar la detención. “Si eso le hacen a un diputado, imagínese qué le hacen a los ciudadanos”, comentó al visitador.

Al final de la diligencia, el personal de la CNDH recibió copia de las fotografías y video de la agresión, levantó un acta circunstanciada e informó que acudiría de nueva cuenta con la PF para tener ampliación de la información y, con ello, determinar si prosigue una recomendación a la instancia federal.

Comentarios

Load More