Cae “El Javi”, autor intelectual y material del caso Heaven

MÉXICO, D.F. (apro).- A cuatro días de que se cumpla el primer aniversario del secuestro y asesinato de 13 jóvenes tepiteños del bar Heaven y en medio del proceso de entrega de los restos a sus familiares, la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) anunció la captura del presunto autor intelectual y material de la masacre: Javier Rodríguez Fuentes El Javi.

Casual o no, familiares de las víctimas que trataron de ingresar a la conferencia convocada por la Procuraduría sin lograr su objetivo, no están conformes con los resultados de la investigación y exigieron la detención del resto de las personas que participaron en el plagio y crimen de sus hijos y hermanos.

Con la detención de El Javi, suman 24 personas sujetas a proceso penal relacionadas con los hechos. No obstante, entre los que han sido señalados por complicidad, falta por detener a Ismael García Polo El Polo, gerente del bar de la Zona Rosa de donde fueron plagiados los jóvenes el 26 de mayo del año pasado.

Además aún está pendiente la entrega del último cuerpo encontrado en la fosa clandestina de Tlalmanalco, Estado de México, en agosto pasado.

En conferencia de apenas cuatro minutos y sin permitir preguntas de la prensa, el subprocurador de Averiguaciones Previas Centrales, Edmundo Porfirio Garrido Osorio, informó que la captura de El Javi se dio en el municipio de Nextlalpan, Estado de México.

Su ubicación se logró por el intercambio de oficios de colaboración con las procuradurías generales de justicia estatales y la Procuraduría General de la República (PGR).

Se informó que El Javi utilizaba cuatro nombres: Joel Fuentes Sánchez, Javier Joel Rodríguez Fuentes, José Joel Rodríguez Fuentes o Carlos Iván Martínez Hernández.

El funcionario dijo que la Policía de Investigación del DF lo capturó en cumplimiento a una orden de aprehensión girada por un Juez Penal del Reclusorio Preventivo Oriente, por su presunta responsabilidad en el delito de secuestro agravado de los jóvenes.

Agregó que al momento de su detención, tenía en su poder 2 mil 130 pastillas psicotrópicas, 100 envoltorios, nueve bolsas y cuatro piedras de clorhidrato de cocaína y dos básculas. Además, traía una credencial de elector y una licencia de conducir del Estado de México con fotografías que coincidieron con los rasgos del presunto responsable, pero con datos distintos.

Luego de la detención, El Javi fue ingresado al Reclusorio Preventivo Varonil Oriente, donde le seguirá proceso la autoridad judicial.

La orden de aprehensión de El Javi se originó del expediente que contiene las declaraciones de nueve de sus cómplices quienes lo señalaron como el que ordenó secuestrar a los jóvenes.

Según la PGJDF, Rodríguez Fuentes tiene antecedentes penales del orden federal por delitos contra la salud en el año 2012 en el Reclusorio Preventivo Norte del DF.

Sobre la investigación del caso Heaven, la dependencia informó que se han propuesta para la aplicación de la Ley de Extinción de Dominio cinco inmuebles y que uno ya fue transferido al órgano jurisdiccional competente.

El Javi

Desde el inicio de la investigación, El Javi fue identificado como jefe de plaza de La Unión, organización delictiva que operaba en la Zona Rosa, Insurgentes y las colonias Roma y Condesa, protegido por los caballeros Templarios, según información de la propia PGJDF.

Era socio de El Chucho en varios negocios de la zona y solían ser el enlace entre las bandas de Los Lobos y La Unión.

Era jefe directo de Pedro Francisco Paz López El Mariguano y/o Poncho Pulgas, según lo declaró éste último cuando fue detenido por su presunta participación en el caso. En su declaración dijo que El Javi le ordenó decapitar con una segueta a una de las víctimas. Al llegar al rancho La Negra, en Tlalmanalco, Estado de México, –donde depositaron los cadáveres—le dijo que se quedara cerca para vigilar si llegaba algún policía.

Familiares exigen justicia

Al término de la conferencia, Leticia Ponce, madre de Jerzy Ortiz –uno de los jóvenes secuestrados y asesinados– y otros padres de familia afectados, manifestaron su alegría por la detención de El Javi.

Sin embargo, externaron su inconformidad porque la PGJDF, a cargo de Rodolfo Ríos, no les informó de los recientes avances del caso.

Afuera de la sede de la Procuraduría –pues no les permitieron el acceso— Ponce aseguró que desde la exhumación de los restos de los jóvenes de la fosa clandestina en territorio mexiquense, en agosto del 2013, ya no han tenido reuniones con las autoridades.

“Nadie se ha tomado la delicadeza de decirnos: señoras pasa esto”, dijo.

Molesta, criticó: “No es posible esta falta de respeto. La señora dejó el cuerpo de su hija para venir y que le digan ‘ahorita les doy un papel y que le cierren la puerta’, eso no se vale. Estábamos por salir al panteón y dejamos todo para exigir información. Nosotros tenemos derecho como víctimas que somos”, dijo.

Ponce recordó que aún falta por detener a El Polo y otras “20 o 25 personas” que participaron. “Faltan piezas clave en esto. Queremos que nos tomen en cuenta y nos expliquen que pasa. Hay gente que está prófuga, gente que está en el reclusorio y nosotros no sabemos nada. El caso no se acaba, hay mucha gente que falta y a todos los queremos tras las rejas. Queremos justicia y verdad”, agregó.

La también esposa de El Tanque, considerado como uno de los principales delincuentes del barrio de Tepito, actualmente preso, exigió que la Procuraduría General de la República (PGR) investigue los hechos a fondo, pues aseguró que el homicidio de los jóvenes se trata de delincuencia organizada y no solamente de una venganza entre pandillas, según el dicho del procurador Rodolfo Ríos.

Al término de la entrevista, personal de la PGJDF repartió a los familiares una fotocopia del comunicado de prensa con la información que se ofreció minutos antes en la conferencia con las autoridades.

Luego, informó que el próximo lunes a las 07:00 horas habrá una misa en la Basílica de Guadalupe para recordar que hace un año sus familiares fueron secuestrados del bar Heaven.

El presidente de la Comisión de Gobierno de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), Manuel Granados, consideró que la captura de El Javik “confirma la línea marcada por el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, de que ni en éste ni en otros casos habrá impunidad en nuestra ciudad”.

Comentarios