Virus del ébola, un asunto de “preocupación internacional”: OMS

MEXICO, D.F. (apro).- Las organizaciones Mundial y Panamericana de la Salud (OMS/OPS) hicieron un llamado a las naciones del Continente Americano a prepararse ante la eventual llegada del virus del ébola, que ha causado cientos de decesos en África y ha prendido las alarmas en otros países del orbe.
Previo a ello, Margaret Chan, directora general de la OMS, declaró el brote en África occidental como una “emergencia de salud de preocupación internacional”.

La OMS destacó, en un comunicado, que la emergencia internacional fue determinada a partir de las recomendaciones del Comité de Emergencias del Reglamento Sanitario Internacional (RSI, por sus siglas en inglés), el cual también sugirió medidas temporales para reducir el riesgo de propagación internacional del virus.

La aplicación de estas medidas fue dividida en tres grupos de países: aquellos donde hay transmisión del virus; los que tienen algún caso posible o confirmado de la enfermedad, y aquellos no afectados pero que tengan fronteras terrestres con los que sí están afectados; y el resto de las naciones.

Para el caso de América, se recomienda aplicar las siguientes medidas:

No debe prohibirse de forma generalizada el comercio ni los viajes internacionales, aunque deberían aplicarse restricciones definidas con respecto de los viajes de los contagiados con ébola y sus contactos.

Además, las naciones deberían proporcionar a las personas que viajen a zonas afectadas o de alto riesgo la información pertinente sobre los riesgos, las medidas para minimizarlos y consejos sobre cómo actuar en caso de una posible exposición.

También los Estados deberían estar preparados para detectar, investigar y atender casos de ébola, y ello debería incluir el acceso garantizado a laboratorios cualificados para el diagnóstico del virus y, cuando proceda, la capacidad para manejar a los viajeros procedentes de zonas infectadas que lleguen a los aeropuertos internacionales o a los principales pasos fronterizos terrestres con enfermedades de origen desconocido.

Aparte, la población general debería disponer de información exacta y pertinente sobre el brote de ébola y las medidas para reducir el riesgo de exposición.

Asimismo, los gobiernos deberían estar preparados para facilitar la evacuación y repatriación de sus ciudadanos (por ejemplo, profesionales sanitarios) que hayan estado expuestos al virus.

Marcos Espinal, director del Departamento de Enfermedades Transmisibles y Análisis de la Salud de la OPS/OMS, declaró que “todas las acciones en América deben estar orientadas a prevenir el establecimiento de la transmisión local ante la eventual introducción de un posible caso importado”.

Es por ello, sugirió, que los gobiernos de la región deben permanecer vigilantes para detectar casos compatibles con ébola en viajeros; aislar casos compatibles o confirmados del virus en hospitales que se designen y preparen para ese fin, adhiriéndose a las precauciones estándares de prevención y control de infecciones.

También recomendó identificar y dar seguimiento a los contactos identificados de los casos compatibles con ébola, y generar conciencia en la población sobre el virus al comunicar los cuidados necesarios para evitar el contagio y los riesgos ante el virus.

Por su lado, la OMS resaltó que en América los únicos laboratorios que pueden asistir a autoridades nacionales para confirmar un diagnóstico son los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC) y el Laboratorio Nacional de Microbiología de la Agencia de Salud Pública de Canadá.

El brote actual, recordó el organismo mundial, comenzó en Guinea en diciembre de 2013, y a la fecha el virus ha afectado a Guinea, Liberia, Nigeria y Sierra Leona, en donde se han registrado mil 779 casos y 961 fallecimientos.

Es por ello que la OMS aseguró que “se trata del mayor brote de ébola jamás registrado”.

“Alerta nivel 1”

En Estados Unidos, los Centros para el Control de Enfermedades emitieron la “alerta de nivel 1” por el ébola, que implica que esas dependencias dedicarán más personal y recursos para contener al brote.
Lo anterior facilitará la instalación de 20 estaciones de cuarentena en puertos y aeropuertos para controlar a los viajeros procedentes de África.

Debe destacarse que esta es la primera ocasión en un lustro que la agencia, con sede en Atlanta, emite este nivel de alerta. La vez anterior, en 2009, lo hizo a raíz del brote de gripe aviar, el H1D1, y en agosto de 2005, tras el paso del huracán Katrina que arrasó Nueva Orleans.

La víspera, el presidente Barack Obama reconoció que “no hay suficiente información para decidir si el tratamiento experimental contra el virus del ébola es eficaz”.

Emergencia en África

Liberia se ha unido a Sierra Leona al declarar el estado de emergencia para atajar la expansión del ébola, que ha causado ya en ese país la muerte de más de 280 personas.

El gobierno de Liberia sostuvo que las acciones emprendidas desde hace dos semanas, como el cierre de escuelas, la fumigación de edificios públicos o la cremación de cadáveres no han sido suficientes para frenar el brote de ébola.

En esa región africana, los hospitales están abarrotados y la gente aterrorizada, a tal punto que están abandonando los cadáveres en las calles.

La organización Médicos Sin Fronteras (MSF) reportó que en Sierra Leona la gente y los doctores huyen de los hospitales, aparte de que el Ejército de ese país ha tenido que bloquear los centros de salud para impedir la huida de los pacientes.

Pese a la emergencia, la OMS aún decreta una cuarentena en las naciones afectadas –Guinea, Liberia, Sierra Leona y en menor medida Nigeria– para no agravar su situación económica, pero instó a importantes medidas de control en sus puntos de salida.

Comentarios

Load More