El Tri sufre ante Cuba y en penales logra su pase a la final

XALAPA, Ver. (proceso.com.mx).- México estuvo a unos segundos de hacer el gran ridículo. En el partido semifinal ante Cuba perdía 1-0 en tiempos extras pero un tiro libre cuando el tiempo expiraba salvó la honra y luego, ¡en tiros penales! logró el pase a la final de los Juegos Centroamericanos.

La selección de México dio su peor partido en mucho tiempo ante su homóloga de Cuba que ni siquiera liga profesional tiene.

El representativo caribeño aguantó el tiempo reglamentario y en el alargue, ante la incredulidad de los aficionados que asistieron al estadio Luis Pirata Fuentes, se pusieron en ventaja al minuto 96.

Cuando todo parecía terminado para el Tri que dirige Raúl Gutiérrez se apareció la oportunidad de un tiro penal. Jorge Espericueta lo cobró y lo falló. Era el minuto 116. La tragedia asomaba.

Con el inminente fracaso a cuestas, Raúl López ejecutó un tiro libre y el esférico entró al arco cubano.

¡Increíble! México rescataba la igualada ante Cuba y obligaba a la tanda de penales que se definió en el cobro del séptimo tiro que fallaron los visitantes.

Así, de manera angustiosa y vergonzosa, México se coló a la final.

Comentarios

Load More