“Reciclan” a Tomas Ruiz en gabinete de Javier Duarte

XALAPA, Ver. (apro).- Tomas Ruiz González, exdirector del Banco Nacional de Obras (Banobras) y de la Lotería Nacional en el sexenio del panista Felipe Calderón, regresó al gabinete del priista Javier Duarte, como titular de la Secretaria de Infraestructura y Obras Públicas (SIOP).

Ruiz González –ligado al grupo de la exlíder nacional del SNTE, Elba Esther Gordillo, hoy en prisión– ya había trabajado con Duarte en el primer tercio de su sexenio (2011-2013) como secretario de Finanzas y Planeación (Sefiplan).

En marzo de 2013, presentó su renuncia por “motivos personales” y dejó la dependencia con una severa falta de liquidez para pagar a proveedores y una crisis en la fluidez de las participaciones federales a los ayuntamientos.

Ayer por la noche, el exlíder nacional de Nueva Alianza regresó a la administración estatal de Veracruz para hacerse cargo de una de las dependencias más vapuleadas del gobierno de Duarte.

Y es que, en las tres cuentas públicas que ha otorgado el Órgano de Fiscalización (ORFIS) la SIOP ha sido señalada por presunto daño patrimonial, malversación de fondos, obras inconclusas, infraestructura deficiente y su gran estigma nacional: la no conclusión del Túnel Sumergido de Coatzacoalcos, cuya construcción debió concluir en 2011, pero cuatro años después continua sin operar.       En marzo de 2004, Tomás Ruiz González renunció al PRI, cuando era legislador federal. Hoy trabaja por segunda ocasión como subordinado del gobernador Javier Duarte.

Durante su toma de protesta, el mandatario priista le encomió delinear un plan estatal de conservación de carreteras, establecer caminos “modernos y seguros”, así como “fomentar” una integración territorial.

Continuó: “La SIOP es un área estratégica, donde la entidad puede posicionarse con mejores oportunidades de desarrollo social, con un crecimiento equilibrado y sostenido”.

Antes de la llegada de Ruiz González, la dependencia estatal de obras públicas permaneció acéfala durante 59 días, pues el 4 de enero pasado, el expanista Gerardo Buganza renunció a la titularidad de dicha oficina para reincorporarse como secretario de Gobierno.

En ese lapso, empresarios y líderes de las cámaras de construcción se quejaron de una “parálisis” en la infraestructura y obra pública de Veracruz.

 

Comentarios