Nestora Salgado, en “delicado estado de salud”

MÉXICO, D.F. (apro).- A 20 meses de su encarcelamiento, Nestora Salgado, líder de la Policía Comunitaria (PC) de Olinalá, Guerrero, cumple hoy 28 días de ayuno, a raíz de lo cual se le inflamó el hígado y aparecieron manchas en el rostro, aseveró su hermana Cleotilde, al insistir en que el estado de salud de su familiar se encuentra “delicado”.

“Tuvo que volver a ingerir líquidos porque ya no soportaba los calambres en el estómago”, subrayó su sobrino Giovanni Salgado durante una conferencia de prensa que se llevó a cabo esta mañana en el Centro de Derechos Humanos Pro Juárez, en la Ciudad de México.

El 5 de mayo, Salgado inició una huelga de hambre en el penal de alta seguridad de Tepic, en Nayarit, mediante la cual exigió su libertad inmediata, lo que quedó ratificado por un tribunal federal y el propio gobernador de Guerrero, Rogelio Ortega Martínez, en enero pasado.

Desde su detención en agosto de 2013, la líder comunitaria afirma que el delito de secuestro agravado que las autoridades le imputaron es una falacia, pues las supuestas víctimas –entre ellas Armando Patrón Jiménez, síndico procurador de Olinalá– se encontraban recluidas en la Casa de Justicia, controlada legalmente por la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC-PC).

La defensa de Salgado ve detrás del encarcelamiento de 13 comunitarios de Guerrero la mano del exgobernador Ángel Aguirre Rivero en su intento de desmantelar a las policías comunitarias.

“Politizaron el caso”, denunció Giovanni Salgado, al exigir la liberación de su tía “antes de las elecciones; si no, tomaremos nuevas medidas” para el boicot electoral.

El viernes anterior, al ser trasladada al Centro de Readaptación Social femenil de Tepepan, en el Distrito Federal, Nestora Salgado informó que mantendrá su ayuno hasta conseguir su liberación y la de los líderes comunitarios Arturo Campos y Gonzalo Molina –quienes también emprendieron una huelga de hambre hace 18 días–, así como del opositor al proyecto hidroeléctrico de La Parota, Mario Antonio Suástegui.

Desde noviembre de 2013, Gonzalo Molina González –líder de la CRAC-PC en Tixtla y promotor de la Casa de Justicia El Paraíso en Ayutla– se encuentra recluido en el penal de máxima seguridad de El Altiplano, en el Estado de México, bajo la acusación de secuestro.

Arturo Campos Herrera, líder indígena de la PC en Ayutla, fue detenido el 1 de diciembre de 2013 en un retén policiaco, de regreso de un acta cultural en el que exigió la liberación de 12 comunitarios, incluida Nestora. También se encuentra recluido en el penal de máxima seguridad de El Altiplano.

“No quiero su traslado, quiero su liberación; ni quiero una amnistía porque esto es para delincuentes”, insistió su esposa Agustina García de Jesús, al resaltar que se trata de “luchadores sociales de la CRAC-PC; el gobierno actúa todo al revés, ya que encarcela a quienes combaten a los delincuentes”.

De visita en México, representantes de sindicatos y de organizaciones estadunidenses, junto con la hija menor de Nestora Salgado, Grisel Rodríguez, reiteraron hoy su apoyo a la líder comunitaria, quien tiene la doble nacionalidad mexicana y estadunidense.

“Estamos creando un movimiento muy fuerte en Estados Unidos”, subrayó Rodríguez, al afirmar que los mexicanos del otro lado de la frontera sienten que tanto Washington como Los Pinos han “abandonado” a su mamá: Enrique Peña Nieto la encarceló y Barack Obama la dejó en la cárcel.

Stephen Durham, líder del Partido Libertad Socialista y quien coordina en Nueva York la campaña Free Nestora Salgado, reiteró que a raíz de los esfuerzos de la sociedad civil estadunidense el caso de Salgado se difundió en la Unión Americana y generó redes de apoyo.

Informó que los representantes de las organizaciones prevén trasladarse hacia la embajada de Estados Unidos en México y exigir a la representación diplomática que presione al gobierno mexicano para la liberación de la mujer.

En Estados Unidos, afirmó la sindicalista de Seattle, Patricia Coley, “hemos manifestado, presionado al Departamento de Estado y juntado dinero”. Sin embargo, “tras la reunión de anoche en México, aún falta mucho por hacer”, acotó.

Comentarios