Negocio de contenidos en Televisa

Hasta la fecha, una buena parte del negocio de las televisoras se apoya en la producción de contenidos. Entre ellos el que más había destacado era el de las telenovelas. Hoy sin embargo eso está cambiando. Para enmascararlo un tanto los reportes anuales de Televisa señalan en conjunto los ingresos por ventas de contenidos. Veamos:

En 2014 fueron de 43%, aunque en este paquete se incluye: publicidad, programas, licencias y venta de canales. Esa cifra es superior a lo recaudado por SKY, 26%; por telecomunicaciones (es decir el triple play que ofrece el nuevo IZZI), 24%. Otros aparecen con 2%. En materia de utilidad los contenidos aportaron casi la mitad, el 48%.

Mirado más de cerca, de ese 43% la publicidad aporta el 31%; programas y licencias vendidas, el 8%. Televisa dice haber producido 94 mil horas el año pasado. En este rubro se cuentan tanto los melodramas como las noticias y los reality shows. Así, y en vista de que ese año se pusieron al aire únicamente cuatro títulos: Hasta el fin del mundo, Yo no creo en los hombres, el remake de Muchacha italiana viene a casarse y La sombra del pasado, es de suponer que la contribución a la cuota sea escasa. Dice vender sus contenidos a 120 países.

El esquema del negocio ha variado considerablemente desde 2007. En aquel entonces, el 90% de lo exportado eran telenovelas, según Barrón (2008).  Lo que parece haber sucedido es que aumentó el mercado, con lo cual, aunque se elaboren menos obras, éstas se venden más a más televisoras. Dentro del país la cuota de publicidad ha aumentado, por lo que se obtienen beneficios suplementarios.

Desde hace muchos años Televisa compra las historias y las adapta para México. Su fábrica se volvió tan eficiente que luego las revende en el extranjero, recuperando así la inversión Algunas son adquiridas en español; otras llevan subtítulos que la propia empresa se encarga de elaborar. Para mercadear mejor sus productos, subdividió el mundo en cuatro zonas: América Latina y Estados Unidos con su oficina en Miami; Europa, cuya agencia se encuentra en Madrid; Asía y África acuden al centro establecido en Nueva York; y la sede comercial más reciente es la que atiende a China, localizada en Shanghai.

En esta plaza se han colocado, entre otras: Los ricos también lloran, Bianca Vidal, Camila, Alborada, La madrastra.  Y se hizo un convenio para adaptar la a su vez adaptada para México por Televisa, La fea más bella. No sólo se venden los “enlatados”, también formatos, guiones, know how (el saber hacer) de la elaboración de los dramas. Se explican las técnicas de casting, promociones mercadológicas, a crear historias, libretos (Barrón 2008).

Televisa se adapta a los nuevos tiempos a través de sus sistemas de cable (cuyos canales propios ofrece con pago de derechos), su presencia en internet, el cobro de regalías a su principal socio en Estados Unidos, Univisión. Y no le hace feos a colaborar con el principal competidor de su socio en ese país, Telemundo.

Comentarios

Load More