Dish arremete contra el IFT; resolución favorece a Televisa, acusa

MÉXICO, D.F. (apro).- Grupo Dish anunció la posibilidad de ampararse en contra de la resolución del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), que consideró que Televisa no tiene poder sustancial en el mercado de televisión restringida, decisión que “cancela la posibilidad de regular asimétricamente a un agente económico que tiene más de 62% de los usuarios de la televisión de paga en el país”.

En un comunicado Grupo Dish, propiedad de la familia Vargas, criticó al IFT porque “habilita a Televisa para continuar acaparando el mercado y desplazando a sus competidores”.

Además, debido a que esta decisión fue adoptada “en contra del dictamen técnico de la autoridad investigadora y de la propia Unidad de Competencia” del instituto.

Luego calificó de “sorpresivo” que el pleno del IFT haya utilizado el argumento de que Dish y Megacable, competidores de Televisa en sistemas de televisión de paga satelital y de cable, respectivamente, hayan crecido en suscriptores entre 2013 y 2015 y esto demostraba que Televisa carecía de poder sustancial en el mercado.

Esta decisión fue “a pesar de que en el expediente quedó demostrado que la participación en el mercado de Grupo Televisa medida por ingresos continúa creciendo y que sus márgenes de rentabilidad son mayores a los de otros proveedores de televisión de paga nacionales e internacionales”.

“Soslayaron poder de Televisa”: Mediatelecom

Jorge Fernando Negrete y otros dos especialistas de Mediatelecom, especializado en temas de telecomunicaciones, elaboraron un análisis de la decisión del IFT en el que consideran que la autoridad reguladora soslayó “el comportamiento histórico por el cual Televisa ha llegado a tener la mayor participación agregada en televisión de paga: restringiendo durante décadas sus señales de TV abierta a los demás sistemas de TV de paga, atando y obligando a comprar canales de TV de paga, formando clubes de precios a través de la empresa PCTV y, más recientemente, comprando otras cableras”, bajo el cobijo del artículo 9 transitorio de la nueva ley federal en la materia, aprobada en 2014.

Mediatelecom también consideró que el IFT no tomó en cuenta que Izzi, de Televisa (antes Cablevisión), incrementó sus tarifas ante la devaluación del peso frente al dólar.

Además, acotó, que el índice de precios de la televisión de paga en México va en sentido opuesto a la disminución de los precios en otros servicios, como telefonía móvil o Internet.

El IFT tampoco tomó en cuenta el “comportamiento reciente” de Televisa, que fue multada con 53.8 millones de pesos, en febrero pasado, por un tribunal especializado por incumplir condiciones de la compra de Cablemás.

No sólo eso, pues una sanción similar se le impuso a Televisa por incumplir la restricción de no tener consejeros cruzados en la compra de TVI.

Comentarios

Load More