Aumenta la “repatriación voluntaria” de mexicanos que viven en EU: Centro Pew

La línea fronteriza entre Texas y Juárez. Foto: Ricardo Ruíz La línea fronteriza entre Texas y Juárez. Foto: Ricardo Ruíz

WASHINGTON (apro).- Cada vez más mexicanos que buscan oportunidades laborales y de vida en Estados Unidos optan por regresar a México debido a las nuevas políticas migratorias marginales, revela un nuevo estudio del Centro de Investigaciones Pew.

Esta tendencia de “repatriación voluntaria” de mexicanos no se había registrado desde las décadas de los treinta y cuarenta del siglo pasado según el documento.

“De 2009 a 2014, un millón de mexicanos y sus familias –incluidos sus hijos nacidos en la Unión Americana– dejaron Estados Unidos para irse a México”, asegura el Centro Pew.

Sustentado en la Encuesta Nacional de las Dinámicas Demográficas (Enadid), destaca que el flujo de mexicanos hacia Estados Unidos en este momento es el más pequeño que se ha registrado desde los años noventa.

“De acuerdo con información de la Oficina Nacional del Censo, en este mismo periodo 870 mil ciudadanos mexicanos dejaron su país para irse a Estados Unidos, cifra más pequeña que la del número de familias que salieron de Estados Unidos para irse a México”, precisa el informe.

En su investigación el Centro Pew hace un apunte importante al resaltar que el flujo migratorio de Estados Unidos a México o a la inversa no se puede determinar con cifras concretas o específicas, ya que es muy difícil saber con precisión el número de personas que lo conforman.

Y acota que para las conclusiones del informe utilizó las cifras demográficas que el gobierno de Estados Unidos tiene disponibles en sus bases de datos de la Oficina Nacional del Censo, pero también se sustentó en las encuestas que se realizaron a familias mexicanas en los últimos cinco años.

“Para hacer el cálculo o estimado de cuánta gente dejó Estados Unidos para irse a México, este reporte utilizó la base de datos del Enadid llevado a cabo en 2014, y de censos mexicanos realizados en los años 2000 y 2010”.

A las familias encuestadas se les preguntó dónde vivían en los cinco años previos a la realización de cada uno de los censos.

Pese al flujo de mexicanos de Estados Unidos a México o “repatriación voluntaria”, como le llaman algunos, el Centro Pew anota que aquellos continúan siendo la población extranjera que más hijos tiene en territorio estadunidense. En 2013, del total de la población inmigrante, 28% eran ciudadanos mexicanos.

“La reducción en la migración de mexicanos a Estados Unidos se debe a varias razones: la lenta recuperación económica, el deterioro del mercado laboral, la aplicación de leyes migratorias más estrictas, particularmente en la frontera común, y las redadas migratorias que se llevan esporádicamente en cualquier parte de la Unión Americana contribuyen al aumento en las deportaciones de inmigrantes mexicanos”, subraya el informe.

Añade que una mayoría importante del millón de mexicanos que dejó Estados Unidos para irse a México entre 2009 y 2014 se fue por voluntad propia. “Seis de cada diez (61%) de estos mexicanos informaron que vivieron por lo menos cinco años en Estados Unidos, antes de decidir regresarse a México”.

Otra de las principales razones por las que los mexicanos están dejando Estados Unidos se debe a “la reunificación familiar”.

“Otro 14% de los migrantes mexicanos que regresaron a México dijeron que su razón de la salida de Estados Unidos fue la deportación migratoria”, agrega la investigación.

La nueva tendencia en el flujo migratorio de mexicanos de Estados Unidos a su país contrasta con las cifras que se registraron entre 1965 y 2015, cuando más de 16 millones de inmigrantes mexicanos abandonaron sus hogares para irse a la Unión Americana.

“En 1970 menos de un millón de inmigrantes mexicanos vivían en Estados Unidos, para el año 2000 el número aumentó a 9.4 millones y en 2007 se disparó a 12.8 millones”, enfatiza el Centro Pew.

De este total de inmigrantes, la investigación sostiene que en 2007 se calculaba que en Estados Unidos había 6.9 millones de inmigrantes mexicanos indocumentados, número que en 2014 bajó a 5.6 millones.

Hace ocho años, como los sostiene el Centro Pew, 42% de los mexicanos adultos decían que se mantenían en contacto con alguien (familiar o amigo) que vivía en Estados Unidos. En la actualidad sólo 35% de los mexicanos adultos dice lo mismo.

Con base en un sondeo realizado este año, el Centro Pew destaca que “48% de los mexicanos (en México) consideran que hay mejores condiciones de vida en Estados Unidos, pero un número de mexicanos que va en aumento sostiene que no es ni mejor ni peor el sistema de vida estadunidense que el mexicano”.

Este punto de vista también se refleja en otra posición que han adoptado los mexicanos respecto de las perspectivas de migración hacia el norte.

“El 33% de los adultos mexicanos consideran que sus compatriotas que emigran a Estados Unidos llevan una vida equivalente a la que tenían en México, un aumento de 10 puntos porcentuales respecto de lo que había registrado una encuesta realizada en 2007 sobre este mismo aspecto”, agrega el Centro Pew en su reporte.

A la pregunta de si emigrarían a Estados Unidos si tuviesen la oportunidad, “35% de los mexicanos dijo que lo harían, incluidos en esta cifra está el 20% de los adultos mexicanos, quienes aseguraron que saldrían de México en calidad de inmigrantes indocumentados”, concluye el informe.

Comentarios

Load More