Papa Francisco traerá fe… y caos a la Ciudad de México

El Papa Francisco en el Vaticano. Foto: AP / Gregorio Borgia El Papa Francisco en el Vaticano. Foto: AP / Gregorio Borgia

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La visita del Papa Francisco a la Ciudad de México trastocará las actividades y movilidad de millones de capitalinos durante seis días, pues obligará a cierres a la circulación de las principales vialidades, interrupción del sistema de transporte público y de clases en algunas escuelas, restricción a espacios abiertos y comerciales y hasta violación a los derechos humanos de grupos vulnerables.

El jerarca católico llegará a la Ciudad de México la tarde del viernes 12. Desde entonces comenzará una serie de cortes a la circulación en las avenidas Insurgentes Sur, Patriotismo, Circuito Interior, Río Churubusco, Fuerza Aérea Mexicana, Eje Central, José María Izazaga, 20 de Noviembre, Paseo de la Reforma, Calzada de Guadalupe, Florencia, Chapultepec y Eje 1 Poniente, entre otras.

Los recorridos del religioso en la capital terminarán la mañana del miércoles 17 cuando llegue al Hangar Presidencial y tome un vuelo para Chihuahua. La Secretaría de Seguridad Pública elaboró un micrositio con mapas de las vialidades afectadas y las alternativas, así como los horarios de los cierres a la circulación. Se puede consultar en la siguiente liga: https://www.ssp.df.gob.mx/visitapapal/.

El Sistema de Transporte Colectivo Metro y sus 5.5 millones de usuarios también tendrán afectaciones por la visita de Jorge Mario Bergoglio, particularmente el viernes 12 y el sábado 13 pues 16 estaciones de distintas líneas estarán fuera de servicio. Los horarios se pueden consultar en el siguiente sitio https://www.metro.cdmx.gob.mx/.

Los sistemas de Metrobús y Transportes Eléctricos también tendrán cierres temporales e intermitentes en distintas estaciones, de acuerdo con el programa de actividades del Papa Francisco. La información se puede consultar en https://www.metrobus.cdmx.gob.mx/ y https://www.ste.cdmx.gob.mx/.

El recorrido de 208 kilómetros que hará el líder religioso argentino también obligó al gobierno capitalino a cancelar el Paseo Dominical Muévete en Bici el domingo 14 en el Paseo de la Reforma y a cerrar 27 cicloestaciones del Sistema de Transporte Individual ECOBICI, mismas que se pueden observar en el portal www.sedema.df.gob.mx.

Sin clases, sin Zócalo, sin calles

La primera visita del Papa argentino a México y sus actividades en la capital del país obligará la cancelación de clases en al menos 17 escuelas cercanas a las rutas que recorrerá el Pontífice, según la Secretaría de Seguridad Pública (SEP).

En días pasados, el titular Aurelio Nuño aseguró que “en cualquier caso, tanto aquí en la Ciudad de México como en Chiapas, como en Michoacán o en el resto de los lugares que visite el Papa que se tengan que cerrar escuelas, serán repuestos los días de clases”.

Pero el tiempo que no se podrá reponer es el de miles de comerciantes que acuden, particularmente el fin de semana, al Zócalo capitalino a surtirse de mercancía o materias primas para sus negocios. Y es que desde el pasado martes 9 pasado, elementos del Estado Mayor Presidencial iniciaron labores de vigilancia y acceso controlado al primer cuadro de la ciudad.

Cálculos del gobierno capitalino indican que el sábado 13, unas 70 mil personas podrán acceder a la plancha capitalina para observar, a través de pantallas gigantes, las actividades que tendrá el Papa en el Palacio Nacional y la Catedral Metropolitana. Ese mismo día por la tarde, irá a la Basílica de Guadalupe, donde se calcula un cupo máximo de seis mil 500 fieles.

“Limpieza social”

La intención gubernamental de mostrar una buena cara de la Ciudad de México al Papa Francisco derivó en acciones de “limpieza social” para retirar de las principales avenidas a personas en situación de calle, según denunció la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim), el Centro de Derechos Humanos Fr. Francisco de Vitoria y la Alianza Mexicana de Poblaciones Callejeras.

En una carta pública, las organizaciones denunciaron que la llegada del jefe de El Vaticano “se ha convertido en un pretexto para el retiro forzado de niños, niñas, jóvenes, hombres, mujeres, familias, personas con discapacidad y de la tercera edad, que integran las poblaciones callejeras en la Ciudad de México y el Estado de México”.

Agregaron que durante los primeros días de febrero, funcionarios públicos del Estado de México y la Ciudad de México han realizado “acciones de hostigamiento, persecución y limpieza social en contra de personas integrantes de las poblaciones callejeras”.

Por si fuera poco, la tranquilidad en la colonia Guadalupe Inn, delegación Álvaro Obregón –donde se ubica la Nunciatura Apostólica yo pernoctará el jerarca católico— ya padecen las afectaciones de la visita papal.

En las calles aledañas a la Nunciatura, personal del Estado Mayor Presidencial colocó vallas metálicas para delimitar la zona y controlar el acceso únicamente a habitantes y empleados en la zona, previa identificación que ellos mismos elaboraron días atrás.

Además, vecinos de la sede religiosa comenzaron a adecuar sus habitaciones y zoteas para rentarlas desde 600 hasta mil 500 pesos en busca de la mejor vista de cuando el Papa entre o salga del lugar.

Contrario a estas ganancias “oportunas”, los trabajadores de puestos de comida que normalmente funcionan en las cercanías de la zona tendrán pérdidas, debido a que desde ayer las autoridades les impidieron operar en sus negocios ambulantes.

Comentarios

Load More