Candidato del PAN-PRD busca aplazar impresión de boletas en Oaxaca

José Antonio Estefan Garfias. Foto: Ezequiel Leyva José Antonio Estefan Garfias. Foto: Ezequiel Leyva

OAXACA, Oax. (apro).- El candidato del PAN-PRD a la gubernatura de la entidad, José Antonio Estefan Garfias, satirizó la declaración de su contrincante del PRI-Verde-Nueva Alianza, Alejandro Ismael Murat Hinojosa, y afirmó que sólo espera “que el 3 de 3 (que proponen) los de enfrente no sean tres departamentos de tres millones de dólares”.

Lo anterior en clara alusión a las propiedades que tiene la familia Murat en Estados Unidos, según información publicada por el diario The New York Times (NYT).

En el marco de la apertura de su campaña política, el expriista adelantó que solicitará “medidas cautelares” para que no se manden a imprimir las boletas electorales con el nombre del hijo del exgobernador José Nelson Murat Casab, hasta que los tribunales resuelvan sobre el origen y residencia del mexiquense Alejandro Murat Hinojosa.

“Nosotros utilizaremos los recursos que nos da la ley hasta las últimas consecuencias y, desde luego, también anuncio que pediremos medidas cautelares para que en tanto no se determine una sentencia por parte de las instancias que finalmente sean las que tengan esta responsabilidad, no se publiquen o no se manden a imprimir las boletas, porque sí hay una afectación a la sociedad en caso de que cambie la composición de las coaliciones o los nombres de los candidatos”.

Añadió: “No sé si el papá esté atrás de las campañas. No sé si el candidato de la coalición del PRI tenga conocimiento de Oaxaca, es una gran duda que tenemos los oaxaqueños. Aquí no nació (Alejandro Murat), aquí no radicó, aquí no ha trabajado y seguramente lo más cercano que tiene es el papá, con un conocimiento somero y demasiado oscuro sobre Oaxaca”.

Y advirtió que aunque el PRI traiga a todo “el parque jurásico, les vamos a ganar”.

Estefan Garfias subrayó que “la declaración patrimonial es una obligación de todos los candidatos, y yo la he presentado en tiempo y forma. Todos los candidatos en Oaxaca estamos en la misma frecuencia y entregamos la de 3 de 3”, en clara referencia a la ley 3 de 3 contra la corrupción en México, una iniciativa ciudadana con la que se busca que los servidores públicos y los legisladores den a conocer por ley tres declaraciones: fiscal, patrimonial y de intereses.

Sin embargo, añadió, “las condiciones de seguridad están muy difíciles, y si hay un compromiso ante el INE (Instituto Nacional Electoral) de que estamos todos, yo con todo gusto la presento, no tengo ningún temor, ni nada que ocultar. Lo que tengo es el temor de que sea la justificación, porque conozco perfectamente bien cómo operan los de enfrente, de que sea la justificación para cualquier situación anómala que pueda pasar”.

Por su parte, el líder nacional del PRD, Agustín Basave, dijo que hasta donde él sabe “Oaxaca no es una monarquía y los cargos no son hereditarios, aquí se ganan democráticamente, y menos cuando la dinastía en cuestión ha dejado saldos tan negativos tras de sí”.

El líder perredista insistió que la elección va a ser “una parejura” entre la coalición PAN-PRD y el candidato del PRI, sin embargo, subrayó, el Partido de la Revolución Democrática “va a recurrir a todos los instrumentos que la ley nos otorga. Los mexicanos nos hemos dado una serie de instrumentos, entre ellos el Tribunal Electoral del Poder Judicial Federal, para dirimir controversias electorales, y claro que vamos a recurrir cuantas veces sea necesario. Son los cauces legales e institucionales a los que tenemos derecho”, apuntó.

Basave destacó que la contienda electoral será “pareja porque se va a polarizar entre dos (…) Va a ser también una suerte de plebiscito que va a preguntarle a la ciudadanía oaxaqueña si quieren que continúe la transición democrática y el avance hacia el progreso o si quieren retroceder en el tiempo hacia la represión, el autoritarismo y la corrupción”.

Básicamente eso es lo que se les va a plantear electoralmente a los oaxaqueños, una opción de continuar en el rumbo de la transición democrática, en el desarrollo, corrigiendo lo que haya que corregir o la opción de retroceder y meterse al túnel del tiempo e irse a las épocas más oscuras y tristes de Oaxaca, resaltó.

Y es que “a final de cuentas –sostuvo– eso representa al PRI a nivel nacional y a nivel estatal. El PRI representa la restauración autoritaria, el regreso al régimen donde el Ejecutivo no tenía contrapesos, donde no existía la presencia de los medios –en términos de su libertad de expresión–, donde se controlaba prácticamente a todas las instancias que deben de servir de contrapesos, y donde la corrupción llegaba a niveles históricos. Eso representa el PRI a nivel nacional y esa amenaza representa su posible retorno a Oaxaca; es decir, si regresara el PRI a gobernar Oaxaca, regresaría Oaxaca a tiempos que ya afortunadamente han sido superados”.

Agustín Basave aclaró que la elección no será un referéndum al gobernador Gabino Cué, sino un plebiscito donde hay que escoger entre continuar por la transición democrática, “que además es lo que nos ha unido al PRD y al PAN, porque coincidimos en el rechazo a ese intento de restauración autoritaria del PRI. Eso es lo que nos une, nos une la democracia.

En ese sentido digo que hay que optar por ir adelante con Pepe Toño o ir hacia atrás con Murat. Y subrayo Murat porque por ahí como que quiere borrar el apellido, pero así se apellida, según entiendo”.

Advirtió, asimismo, que estarán muy atentos de la intervención del gobierno federal, porque Murat es muy cercano al presidente Enrique Peña Nieto y “hay ese peligro de que no haya piso parejo, pero lo vamos a estar siguiendo y lo vamos a estar denunciando mediáticamente y en las instancias legales en cuanto detectemos algo de esa naturaleza”.

Comentarios

Load More