Giran en Veracruz orden de aprehensión contra homicida de niño de 7 años

Rafael Carmona Lara, presunto homicida. Foto: Especial Rafael Carmona Lara, presunto homicida. Foto: Especial

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El Poder Judicial del Estado ha girado la orden de aprehensión en contra de Rafael Carmona Lara, por el delito de homicidio en contra de un menor, a quien asesinó con arma de fuego.

Derivado de este lamentable acontecimiento, se han dado diversas manifestaciones en el municipio y la región, donde se registró la quema de un vehículo, así como de botes de basura frente al Palacio Municipal de esta cabecera. ‎

Mediante un comunicado, la Fiscalía General del Estado (FGE) informó que las autoridades ministeriales han desplegado un amplio operativo para la detención del homicida plenamente identificado y se espera que en las próximas horas sea capturado.

La familia de Ricardito clama justicia luego de que el pequeño hijo fue asesinado en Chinameca; el día de ayer realizaron una marcha para pedir a las autoridades que se dé con el paradero de Raúl Carmona, su asesino. Sin embargo, su madre, Ilse Coronado Vargas descalificó los actos de violencia que habitantes de este municipio están realizando, reportó la Agencia Quadratín.

En entrevista para Conexión Veracruz, Coronado reprobó que vecinos de Chinameca hayan quemado la fachada del palacio municipal y que mantengan bloqueada la carretera Costera del Golfo, a la altura de la desviación de Oteapan desde hace aproximadamente 36 horas.

Doña Ilse agradeció la solidaridad de sus vecinos, pero de manera firme reiteró que la violencia genera más violencia por ello calificó las acciones realizadas como actos vandálicos. “No están apoyándome, yo a ellos se los agradezco, pero queríamos una marcha pacífica sin violencia, me duele como mataron a mi hijo, pero nunca les dije revélense, quemen, hagan esto”. La madre de Ricardito, de 7 años, dijo que la muerte de su hijo llevó a los habitantes de Chinameca a abrir los ojos y decir ¡ya basta!, pero pidió que sea de manera pacífica.

“Mi niño es un angelito que no desea ver actos vandálicos, no sé si están agarrando tintes políticos, pero es el dolor mío y de mi familia… mi hijo desde su corta edad siempre generó paz no violencia”.

Ilse Coronado pidió a las autoridades justicia luego de la muerte de su pequeño, “que hagan lo que tengan que hacer; yo tengo mi dolor pero no de rabia, yo tengo fe en la justicia divina, en la terrenal sabemos que a veces no pasa nada”.

Como madre, pese al inmenso dolor que le causa estar velando el cuerpo de su pequeño, tiene claro lo que no quiere: violencia, pues fue precisamente esto lo que le arrebató a su hijo Ricardito, por eso deslinda a su familia de los actos que realizan los habitantes de Chinameca. Mi hijo es un angelito, no un delincuente como el tipo que lo mató, concluye.

Comentarios

Load More