Equipo Argentino destaca contradicciones en las versiones de los detenidos

El Pato, El Chereje y el Jona. Foto: Especial El Pato, El Chereje y el Jona. Foto: Especial

 

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- En el dictamen del Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) sobre las versiones de los detenidos que supuestamente aportaron los datos para que la PGR concluyera que en el basurero de Cocula fueron calcinados los 43 normalistas de Ayotzinapa, Guerrero, existen grandes contradicciones. A continuación los distintos testimonios sobre lo que supuestamente los implicados hicieron en el basurero de Cocula:

“El Chereje”

Agustín García Reyes, "El Chereje". Foto: Especial
Agustín García Reyes, “El Chereje”. Foto: Especial

 

“El 28 de octubre de 2014, el equipo de la Procuraduría interrogó a Agustín García Reyes (El Chereje), quien declaró que recibió la indicación de recoger maderas, troncos, árboles y piedras; que hicieron un círculo con las piedras y colocaron los troncos en el centro, y después apilaron encima a las víctimas. Informó que volcaron aproximadamente 20 litros de diésel o gasolina de un único contenedor sobre la pila de cuerpos de las víctimas y sobre los troncos, y encendieron el fuego con un encendedor. Ese fuego tardó aproximadamente 15 horas en quemar a las víctimas hasta dejarlas reducidas a cenizas.

Después, los inculpados usaron las manos y botellas para recoger los restos, ya que había solo una pala. Los restos fueron colocados en ocho bolsas negras de residuos que llevaron al río San Juan, adonde las arrojaron”.

“El Jona”

Jonathan Osorio Cortés, "El Jona". Foto: Especial
Jonathan Osorio Cortés, “El Jona”. Foto: Especial

“El 28 de octubre de 2014, la Procuraduría interrogó a un inculpado de nombre Jonathan Osorio Cortés (El Jona), quien inicialmente habló de otro incidente en el que participó [ocurrido algunos meses antes de septiembre de 2014), en el cual otras tres víctimas desconocidas fueron asesinadas en el basurero de Cocula, tras lo cual los inculpados acomodaron piedras en círculo, colocaron neumáticos y troncos en el pozo, colocaron a las víctimas encima y les prendieron fuego con gasolina y diésel. Se informó que el fuego duró ocho horas y que los inculpados mientras tanto lo alimentaban para que "quemara mejor”, hasta que los restos quedaron "calcinados”. Luego, trituraron los restos de las víctimas usando un tronco largo y pesado. Cortés declaró que se limpió el área pero que no retiró los restos del lugar. Luego, Cortés habló del incidente en cuestión [es decir, la supuesta cremación de los 43 normalistas], y dijo que ocurrió en el mismo lugar que el anterior. [Al [Al referirse a este último, señaló que]oximadamente las 03:00 del 27 de septiembre de 2014, las víctimas fueron colocadas en un ‘horno’ hecho de piedras, neumáticos y troncos. Cortés declaró que esto “serviría para que el oxígeno produjera la combustión”. Cortés dijo que otro inculpado arrojó diésel con un poquito de gasolina a los cuerpos y prendió fuego en cada extremo opuesto de la pila “para que los cuerpos se quemaran parejos”. Declaró que el fuego duró seis horas antes de que hubiera necesidad de avivarlo. Aproximadamente a las 13:00, Cortés recibió la orden de cortar árboles y alimentar el fuego. A las 16:00-16:30 del 27 de septiembre de 2014, Cortés recibió la orden de regresar al basurero para ayudar a limpiar el área. A las 17:40, aproximadamente, del 27 de septiembre de 2014, llegó a la casa de Landa donde había cuatro bolsas de cenizas que iban a ser llevadas al río adonde serían arrojadas; él no fue”.

“El Cheques”

Miguel Ángel Landa Bahena, presunto integrante del grupo delincuencial Guerreros Unidos. Foto: Especial
Miguel Ángel Landa Bahena, presunto integrante del grupo delincuencial Guerreros Unidos. Foto: Especial

“Un tercer inculpado, Miguel Ángel Landa Bahena (El Cheques), [det[detenido el 11 de abril de 2015] interrogado por la Procuraduría y confesó haber estado presente en el basurero de Cocula cuando las víctimas fueron asesinadas y sus cuerpos eliminados. Proporcionó [pá[página 98 de 246] extensa declaración. Bahena también informó sobre otra víctima asesinada y quemada en el basurero de Cocula. Bahena declaró que acomodaron piedras en el fondo del basurero y que trajeron entre 10 y 15 neumáticos. Informó que en ese momento caía una ligera llovizna. Dijo que los neumáticos fueron colocados arriba de las piedras junto con trozos de plástico y palos. Luego, los inculpados pusieron entre ocho y diez cuerpos de víctimas en fila, uno al lado de otro (hombro con hombro), luego pusieron otra capa de cuerpos, entre ocho y diez, en forma perpendicular, entrecruzados, sobre la capa anterior. Continuaron acomodando a las víctimas de esta manera hasta que la pila llegó a tener 1.5 metros de altura, aproximadamente. Bahena informó que otro inculpado trajo dos contenedores de gasolina de cinco litros cada uno, que volcaron sobre las víctimas. A esa altura, ya eran aproximadamente las 02:00-03:00 de la madrugada del 27 de septiembre de 2014. A las 09:30, aproximadamente, trajeron una motosierra al lugar de los hechos, que se usó para cortar troncos más chicos y colocarlos arriba de los restos que se estaban calcinando. Hacia las 17:00 horas del 27 de septiembre de 2014, los restos ya estaban casi reducidos a cenizas. El 28 de septiembre de 2014, Bahena regresó con varios inculpados a la escena, llevaron palas y, con ellas y con las manos, juntaron las cenizas y las colocaron en seis o siete bolsas negras de residuos; las bolsas luego fueron arrojadas al río San Juan.”

Comentarios

(Ciudad de México, 1974) es una reportera mexicana. Ha colaborado para varios periódicos y revistas de Argentina, Chile, Colombia, Ecuador, Estados Unidos, México, Perú y Uruguay, entre algunas de ellas: Proceso, Gatopardo y Etiqueta Negra. Ha realizado labores de activismo a favor de los derechos humanos y en contra de los asesinatos y exilios de periodistas.

Load More