Un feminicidio más en Puebla; suman 29 en el estado en lo que va del 2016

Mujeres protestan contra los feminicidios y desapariciones. Foto: Víctor Hugo Rojas Mujeres protestan contra los feminicidios y desapariciones. Foto: Víctor Hugo Rojas

PUEBLA, Pue. (apro).- El asesinato de Alberta Martínez Hernández, a quien su concubino le disparó al pecho con una escopeta, se convirtió en el feminicidio 29 cometido en esta entidad en lo que va de 2016.

Apenas la tarde del miércoles, se había reportado el feminicidio 28, cuando en un hotel de Tehuacán fue localizado el cuerpo sin vida de María José Feliciano, estudiante de Estomatología de la Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), quien fue reportada como desaparecida el 26 de abril.

En el caso de Alberta Martínez, de 34 años de edad, el reporte policíaco señala que fue asesinada en la localidad de Olomatlán, municipio de Tecomatlán.

Según los datos, la mujer se encontró en la calle con su expareja, con quien empezó una discusión luego de que tenía meses de haberlo abandonado y se negaba a reiniciar la relación. En un momento del alegato, el sujeto sacó el arma y le disparó al pecho a la mujer para luego darse a la fuga.

En el caso de la joven estudiante de la BUAP, su cuerpo fue localizado sin vida en un cuarto del Hotel La Posada del Viajero, ubicado en la calle Independencia Oriente, entre 5 y 7 Sur, del municipio de Tehuacán.

Existen dos versiones sobre este caso: uno se refiere a que la joven, de 21 años de edad, llegó al lugar acompañada de un hombre que salió alrededor de las 2 de la tarde y que minutos después los trabajadores del hotel encontraron a la estudiante muerta.

La otra versión que se maneja es que la joven, originaria de la población de Ajalpan, había sido secuestrada y que sus padres no contaban con el dinero para pagar el rescate.

El caso se ha manejado con hermetismo luego de que el hotel en el que ocurrió este feminicidio supuestamente es propiedad del dirigente municipal del PRI, Benjamín Xuchitl Pérez.

Otros asesinatos recientes ocurridos en esta entidad, considerados como feminicidios, es el de la recién nacida que fue asfixiada por su propio padre, Esteban Vargas Cuautle, de 19 años de edad, quien estaba molesto por la responsabilidad que le representaba la paternidad.

También el homicidio de Guadalupe Chavarría Moral, de 55 años de edad, quien fue ultimada por su esposo, Irineo Islas Ibarra, tras una discusión.

En la lista se encuentra el caso de Samaí Márquez Salgado, una joven de 25 años de edad con dos meses de embarazo, que fue asesinada por su pareja luego de que se negó a abortar.

Cabe recordar que un grupo de agrupaciones sociales iniciaron los trámites ante instancias federales para que en esta entidad se declare la Alerta por violencia de Género.

De acuerdo a la exdiputada Violeta Lagunes, la solicitud ya está en avance legal después de que 22 organizaciones sociales y políticas de Puebla, integrantes de la agrupación “Todos para todos”, presentaron la petición ante el Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres).

Comentarios

Load More