PANAMA PAPERS GANA PULITZER

Congreso de Colima avala los matrimonios gay en medio de protestas

COLIMA, Col. (apro).- A través de la modificación de 104 artículos del Código Civil, el Congreso local aprobó por unanimidad el reconocimiento de los matrimonios igualitarios en la entidad, en una sesión en la que grupos de la diversidad sexual se manifestaron a favor y sectores de origen religioso se pronunciaron en contra.

El jueves 5, de manera sigilosa, los diputados habían sacado de la Constitución local el tema de las relaciones conyugales al aprobar la derogación del artículo 147 de ese ordenamiento, que reservaba la denominación de matrimonio para las parejas heterosexuales, en tanto que para las parejas del mismo sexo establecía la figura de enlace conyugal.

En marzo de 2015 la Suprema Corte de Justicia de la Nación, al resolver un juicio de amparo, había declarado como inconstitucional ese artículo, por considerarlo discriminatorio, al diferenciar a las parejas únicamente por la orientación sexual de sus integrantes.

Y esta tarde, sin que se hubiese declarado todavía la derogación del artículo 147 constitucional —se encuentra en proceso de aprobación en los cabildos—, el Congreso decidió armonizar el Código Civil para dar la posibilidad de acceder al matrimonio a todos los tipos de parejas.

En su razonamiento para reformar el Código Civil antes de la conclusión del proceso de derogación de ese artículo, la comisión dictaminadora dijo acogerse a los lineamientos pronunciados por el pleno de la SCJN, en la interpretación de la figura jurídica del matrimonio a la luz de los derechos humanos reconocidos por la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y los tratados internacionales”.

Aunque ninguno de los artículos del Código Civil reformados establece de manera directa una definición de matrimonio, sí lo hace la Carta Matrimonial destinada para ser leída a los contrayentes, citada en el artículo 102, que en una de sus partes señala:

“Sin duda el matrimonio es un vínculo precioso, en el que dos personas, sin perder su individualidad, deciden unirse para crear un proyecto de vida en común y trabajar juntos por ese proyecto. Afortunadamente, dado el marco constitucional del que gozamos en nuestro país, cada pareja puede decidir cuál será ese proyecto de vida con enorme libertad. Obviamente es un gran privilegio y a la vez una enorme responsabilidad”.

A la sesión acudieron algunos miembros del llamado Frente Nacional por la Familia, quienes a través de pancartas se pronunciaron contra el matrimonio igualitario y exigieron conservar esta figura como la unión entre un hombre y una mujer.

A la vez, estuvieron presentes en el recinto legislativo activistas de grupos de la diversidad sexual, quienes aplaudieron el voto de los diputados y colocaron una gran bandera con los colores del arcoíris en la planta alta del salón de sesiones, justo sobre el área donde se ubican los espacios de la mesa directiva y de la tribuna.

Comentarios