“Este sistema está muriendo”, dicen padres de los 43 en Nochixtlán

Habitantes de Nochixtlán exigen castigo para policías. Foto: Octavio Gómez Habitantes de Nochixtlán exigen castigo para policías. Foto: Octavio Gómez

NOCHIXTLÁN, Oax. (apro).- “Hoy al gobierno (de Enrique Peña Nieto) le están temblando las corvas porque el pueblo ya despertó y ya no está dispuesto a seguir tolerando tanta injusticia”, afirmó el vocero de los padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa, Felipe de la Cruz, al llegar a solidarizarse con el pueblo mixteco de Nochixtlán.

Luego del sismo de 5.7 grados en la escala de Richter con epicentro en Pinotepa Nacional, el padre de Ángel de la Cruz dijo irónico: “Ya no nos asustan los temblores. Es premonitorio. Pensamos que hay muchas señales que nos indican que este sistema está muriendo y eso es bueno para los mexicanos”.

Consideró que “la telenovela presidencial está en su peor momento porque su rating ya no está por encima del pueblo. Hoy el pueblo está por encima de todo lo que pueda decir la televisión y la telenovela que había entretenido a la gente. Eso ya se terminó”.

En entrevista con Apro, Felipe de la Cruz dijo que “hoy los pueblos ya no son los mismos de antaño, ni con la campaña de la televisión (que califica) de güevones a los maestros y que no quieren trabajar y lógico, antes la gente creía lo que decía la televisión, pero hoy tenemos otros medios alternativos, internet y redes sociales. Entonces, hoy la gente ya no se va con la finta de lo que dice Televisa o TV Azteca”.

Ahora, agregó, los pueblos se forman su propio criterio y eso ha ayudado a que la gente despierte, opine y critique y ha hecho que hoy los pueblos tengan que levantarse.

Los padres de los 43 normalistas desaparecidos el 26 de septiembre 2014 en Ayotzinapa, Guerrero manifestaron que se encuentran en esta comunidad mixteca para externar su rabia y dolor por la violencia ejercida por la Policía Federal contra el pueblo mixteco de Nochixtlán, que dejó al menos nueve muertos, más de un centenar de heridos, desaparecidos y detenidos.

“Ya vivimos el momento y genera rabia e impotencia de ver cómo pretenden ahora callar lo que ya no se va a poder sostener. Podrán matar a miles de mexicanos pero ya no lo van a detener. Sí hay maestros en los bloqueos pero hay más gente de la comunidad. Entonces, si se acercan, están dispuestos a defenderse”, añadieron.

Los padres se concentraron en una barricada de Nochixtlán donde resaltaron: “hoy podemos decir que ya no son nada más los estados del sur y estados del norte (los que están protestando) porque ya no se aguanta. Ya llegó al hartazgo la sociedad mexicana en la forma cómo se está gobernando este país”.

Y vino el llamado: “Por eso, como padres de los normalistas de Ayotzinapa necesitamos hermanar a todos los movimientos ya existentes en el país porque si no es el pueblo que se une para defender al pueblo, el gobierno no pretende defendernos pretende aniquilarnos o despojarnos de lo poco que nos queda”.

Felipe de la Cruz mencionó que “la injusticia que se comete en Nochixtlán es la misma que se comete en Ayotzinapa el 26 de septiembre, son los mismos uniformados los que disparan las armas en contra de los jóvenes allá, son los mismos uniformados los que disparan uniformados en contra de los que llevan a cabo la protesta”.

Entonces, añadió, “la similitud del crimen cometido en Nochixtlán y Ayotzinapa hermana las luchas y hoy los padres de familia estamos aquí para decirle a la comunidad que su lucha no sólo es de ellos sino también de nosotros”.

Y es que, dijo, “hoy el gobierno de México no quiere resolver, a través del dialogo, los problemas que ya existen, sino que hoy piensa que a través del garrote y de las balas va a callar las voces que ya se han levantado en todo el país”.

El representante de los padres de los normalistas de Ayotzinapa aseguró que “el gobierno es lo mismo, aunque ellos quieran escudarse en la delincuencia organizada, para nosotros fueron los uniformados, fue el gobierno federal, estatal y municipal quienes cometieron el crimen el 26 de septiembre y en Nochixtlán quedó más descarada la actitud de la Policía Federal. No es la primera vez que asesinan a la población”.

Insistió en que “no es nuevo que la Policía Federal dispare contra las protestas y hoy Nochixtlán vivió las consecuencias de levantar la voz y la insensibilidad de Aurelio Nuño y Peña Nieto y todos los que están al frente de este gobierno. Quedó de manifiesto que van a imponer con sangre, con golpes las reformas estructurales en nuestro país y es lo que el pueblo ya no está de acuerdo”.

Finalmente, los familiares de los estudiantes desaparecidos cuestionaron la complicidad gubernamental con el crimen organizado, “porque la actitud de la PF cuando son narcos los detienen y los presentan de una forma a los maestros o los que participan en las protestas en las calles son tratados como viles delincuentes.

“La actitud que toman con el pueblo es peor como si fueran delincuentes a la actitud que toman con la delincuencia organizada. Hay complicidad del gobierno y la delincuencia”, concluyeron.

Comentarios

Load More