Con aval del PRI, Javier Duarte compromete finanzas de Veracruz por 5 años

Javier Duarte, gobernador de Veracruz. Foto: Yerania Rolón Javier Duarte, gobernador de Veracruz. Foto: Yerania Rolón

XALAPA, Ver. (apro).- Con el respaldo de 29 de 50 diputados, el gobernador priista Javier Duarte logró que el Congreso aprobara “afectar” el Impuesto sobre Erogaciones por Remuneraciones al Trabajo Personal –constituido para generar obra pública– para el pago de adeudos en favor de proveedores y contratistas.

Con ello se comprometieron las finanzas de Veracruz por los próximos cinco años, pues el pasivo pendiente por desembolsar es superior a los 13 mil millones de pesos, que equivale a 22 veces el presupuesto anual del Legislativo u ocho veces el de la Ley de Ingresos del Poder Judicial.

En la votación, la empresaria periodística Mónica Robles, del PVEM; el empresario y priista José Ramón Gutiérrez de Velasco, así como el priista Ricardo Ahued decidieron votar en contra de la iniciativa enviada por Duarte de Ochoa.

El priista David Velasco, quien en otras ocasiones ha respaldado las iniciativas del gobernador, en esta ocasión ni se presentó a la sesión.

En el caso de Ahued, éste recriminó a sus propios compañeros del daño que le hacían a Veracruz y fustigó el dejar de lado la obra pública por los próximos cinco años por priorizar el pago de pasivos a proveedores y empresas contratadas por Duarte cuyo trabajo –dijo– no se ve realizado.

Incluso Ahued, exalcalde de Xalapa, explicó que ahora hasta los acarreados se le acercaban para cuestionarlo: “¿No sabemos a qué venimos?, ¿usted sabe?, por ahí –enfatizó– también me advirtieron que me van a madrear, si me van a madrear, aquí estoy, yo me voy tranquilo, me voy en paz”, aclaró.

Al momento del voto en la pizarra electrónica, y con los 29 votos de aval a la iniciativa de Duarte, la mesa directiva dio por creados dos nuevos fideicomisos: Fideicomiso Irrevocable de Administración de Cuentas Mandatadas (FIAD) y el de Pago a Proveedores y Contratistas para el Saneamiento del Estado de Veracruz (Fidesan), aunque en ambos el gobierno tendrá que desembolsar 13 mil millones de pesos.

En el rubro destaca el pago de 400 millones a medios de comunicación, empresas de publicidad y columnistas afines al priista Duarte, más de 15 millones en despensas a Soriana –entre DIF estatal y Protección Civil–, así como aeronaves, y cientos de millones en víveres consumidos por la Secretaría de Seguridad Pública.

Incluso, el pago de clases de equinoterapia en la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural y Agropecuario, entre otras.

El diputado local panista Julen Rementería exhibió desde el martes que en la lista de proveedores viene –por ejemplo– un taller mecánico con razón social y dirección física en Minatitlán al que la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan) adeuda… 64 millones de pesos.

Rementería también recriminó que en el artículo cuarto transitorio del dictamen aprobado hoy, el gobierno de Duarte dejó una rendija para seguir “aumentando” el número de pasivos, proveedores y contratistas por incluir, mientras tanto la deuda de Veracruz sigue engrosando.

“Según el Anexo 1 y un análisis somero, Veracruz se endeudó cada día 104 millones de pesos, eso no es posible, quieren engañar a Veracruz, las obligaciones del pasivo revolvente son obligaciones a corto plazo”, fustigó.

El panista Jorge Vera expuso que desde mediados del sexenio diputados de PAN, PT y MC exigieron saber el monto real de la deuda ante instituciones financieras, pero también frente a contratistas y proveedores.

“Exigimos la comparecencia de cada uno de los titulares de Sefiplan y éstas nunca se dieron, nunca admitieron el pago a deuda, ¿por qué no se pagó a tiempo el pasivo circulante?, sí éste dice muy claro que tiene un límite de un año, pero hicimos una deuda como las señoras en Liverpool”, deploró.

El perredista Jesús Velázquez aseguró que el dictamen aprobado hoy es a todas luces anticonstitucional, pues reviró que todos los caudales públicos pertenecientes al estado ingresarán a la secretaría de despacho competente en materia de finanzas, por lo que no hay justificación legal para el fideicomiso.

“No sería raro que alguna de las empresas fantasma que se retiraron del análisis sobre el ‘caso Veracruz’ presentado por el portal Animal Político, de pronto vuelvan a aparecer para que se les pague mediante autorización de nuevos pasivos aprobados por el Comité Técnico, como los 72 millones de pesos que se les adeudan a las empresas de Arturo Bermúdez”, actual titular de la SSP, denunció.

Del lado de los priistas y partidos “satélite” que votaron a favor de la iniciativa de Duarte, sólo el de Alternativa Veracruzana, Francisco Garrido, subió a hacer una tibia defensa de la creación de los dos fideicomisos.

Sin embargo, Garrido fue exhibido en redes sociales en unas fotografías donde se le observa chateando desde su curul vía celular con el priista Javier Duarte, y reportándole paso a paso el desarrollo de la sesión legislativa.

Por separado y apenas fue aprobado el polémico dictamen, el gobierno de Duarte emitió un escueto comunicado en donde consigna que la constitución de los dos fideicomisos públicos no es equivalente a la solicitud de un crédito.

“Por ende, lo que hoy aprobaron las diputadas y diputados no es la autorización de un crédito u obligación financiera. Por lo tanto, en ningún momento se viola la Ley General de Responsabilidad Financiera de las entidades federativas”, alegó.

El despacho informativo, sin una fuente visible, expone que al no ser solicitud de contratación de deuda por parte del Ejecutivo, no se requiere de la votación de mayoría calificada o dos terceras partes del Legislativo.

“Al ser sólo la constitución de dos fideicomisos, se requiere mayoría simple, es decir 26 votos”, justificó.

El gobernador electo Miguel Ángel Yunes Linares hizo un llamado a los empresarios de Veracruz para no pagar ese impuesto en tanto Duarte siga al frente del Ejecutivo, en contrapartida ofreció “exentar” multas y sanciones a quienes no paguen dicho gravamen.

En su red social, escribió: “Hoy se consumó un atraco contra el pueblo de Veracruz. Duarte y diputados corruptos aprobaron robarse los impuestos de los próximos años. No lo permitiré. Serán castigados. No dormirán tranquilos. El día de hoy Duarte y un grupo de diputados cómplices en el Congreso del estado cometieron un grave atraco. Quieren que tus impuestos, los impuestos que deben servir para el desarrollo de Veracruz, queden en sus manos y que en los próximos años sean distribuidos entre sus cómplices”, alertó.

Comentarios

Load More