Postergan acuerdo sobre número de peloteros mexico-estadunidenses para equipos de la LMB

Jugadores de los Diablos. Foto: Raúl Pérez Jugadores de los Diablos. Foto: Raúl Pérez

MONTERREY, NL (apro).- Los presidentes de la Liga Mexicana de Beisbol (LMB) postergaron la discusión del número de jugadores mexicanos, mexico-estadunidenses, naturalizados y extranjeros con los que se jugará a partir de la temporada 2017.

Este asunto, que fue el motivo de la división prevaleciente entre los equipos de la LMB, será discutido por representantes de los dos grupos antagónicos durante el Winter Meeting que tendrá lugar en Washington el próximo 5 de diciembre.

Sin embargo, lograron algunos acuerdos en la asamblea de este martes en dos grupos: el primero lo integran Diablos Rojos del México, Tigres de Quintana Roo, Guerreros de Oaxaca, Sultanes de Monterrey, Piratas de Campeche, Delfines de Ciudad del Carmen, Saraperos de Saltillo y Olmecas de Tabasco; el segundo, Leones de Yucatán, Toros de Tijuana, Pericos de Puebla, Acereros de Monclova, Rieleros de Aguascalientes, Vaqueros de la Laguna y Rojos del Águila de Veracruz.

Presidentes de ambos grupos se reunirán para exponer sus argumentos y tratar de convencer a los otros por qué se debe limitar o no el número de peloteros dependiendo de si son mexicanos por nacimiento (nacidos o no en territorio nacional) o por naturalización, o si son extranjeros.

Mientras tanto, se determinó que el equipo Broncos de Reynosa cambiará de plaza. Se convertirá en los Bravos de León pues el alcalde de ese municipio, con el apoyo del gobernador, presentó una carta a la LMB para solicitar la creación de ese equipo.

De inicio, se invertirán recursos públicos para remodelar el estadio Domingo Santa y presentarán a un grupo de empresarios locales –que apenas buscan– para que inviertan y administren el club.

En una segunda fase, el gobierno municipal y estatal, de la mano con el gobierno federal, invertirán entre 400 y 450 millones de pesos para la construcción de un nuevo estado que aloje a los Bravos.

También se aprobó el cambio de plaza del equipo Delfines de Ciudad del Carmen. Ahora serán los Alacranes de Durango. Virgilio Ruiz seguirá siendo el dueño con el apoyo del gobierno del estado que encabeza el panista José Rosas Aispuro. Éste mandó una carta a la LMB en la que se compromete a otorgar el respaldo financiero necesario para operarlo.

En el Winter Meeting, en coordinación con Minor League Baseball, la LMB planteará la posibilidad de que en los partidos se implemente la revisión de jugadas a través de la repetición instantánea.

El proyecto precisa que todos los partidos de la LMB sean transmitidos por televisión. La Liga operaría con equipos móviles para no tener que invertir uno por estadio, así sólo se comprarían ocho y no 16.

Finalmente, los presidentes acordaron sustituir la figura del Consejo Directivo por tres comisiones: la de Honor y Justicia, Deportiva, y Negocios y Finanzas. Estas estarían integradas por presidentes que durarían en el encargo máximo dos años y los cargos serían rotativos. De esta manera, habría un contrapeso de fuerzas entre los presidentes.

Comentarios

Load More

Informate en la revista digital de Proceso