Rodrigo Medina presenta denuncia en PGR por violación de amparo para no ser detenido

El exgobernador priista de Nuevo León, Rodrigo Medina. Foto: Miguel Dimayuga El exgobernador priista de Nuevo León, Rodrigo Medina. Foto: Miguel Dimayuga

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El exgobernador de Nuevo León, Rodrigo Medina de la Cruz, presentó una denuncia de hechos en la Procuraduría General de la República (PGR) contra quien resulte responsable por violar una suspensión a su favor, que derivó en que el pasado 26 de enero permaneciera 19 horas en prisión preventiva en el penal del Topo Chico, en Monterrey, Nuevo León.

El exfuncionario presentó la denuncia luego de que fue detenido por el gobierno de Nuevo León, a pesar de que aseguró tener un amparo para evitar el acto.

Su defensor Adolfo Aguilar Zinser explicó que en la denuncia pide que se investigue todo lo sucedido en la noche del 25 y la madrugada 26 de  enero derivada de la audiencia que se le siguió a su cliente.

“Entregamos la denuncia al secretario particular del subprocurador y la denuncia pide que se investigue todo en lo que se dio esta resolución. No estamos calificando hechos, no estamos señalando delitos porque no nos corresponde, le corresponde al MPF valorar las conductas que, en su caso, considere constitutivas de delito y las personas que sean probables responsables porque participaron en los hechos”.

Detalló la razón por la que la denuncia es contra de quien resulte responsable: “No queremos presumir delitos, vamos a dejar que el MPF los califique. En nuestra opinión hubo varias conductas indebidas y en el transcurso del trámite de la carpeta de investigación aportaremos todos los elementos que sean necesarios. No queremos entorpecer la investigación y nos reservamos algunos datos”.

Según Aguilar Zinser, el Consejo de la Judicatura del estado es el que, en su caso, impondría sanciones administrativas por la presunta violación de amparo.

Tras su detención, Rodrigo Medina fue ingresado a prisión por la vinculación a proceso del delito de peculado y daño patrimonial. Ahí permaneció 19 horas hasta que un juez federal ordenó su liberación inmediata dejando sin efecto la medida precautoria de prisión preventiva por 30 días dictada en su contra.

“Acudimos a cuanta cita nos ha pedido el subprocurador Anticorrupción y el juez de Control porque tenemos la tranquilidad de que nada hemos hecho. La investigación en mi contra tiene tintes de persecución política. No buscan conocer la verdad, sino encarcelarme a cualquier costo”, indicó el exgobernador.

Además, comentó que ha dado la cara y acudido a todas las citas y no existe ningún elemento que haga presumir que está fuera del país o que no quiere atender el mandamiento de la autoridad judicial. Incluso, enfatizó en que hasta ahora no ha sido declarado culpable de ningún delito.

Sin embargo, ese mismo 26 de enero, el fiscal anticorrupción Ernesto Canales señaló que la decisión del juez de control de fijarle la medida cautelar de prisión preventiva se debió a que el exfuncionario no comprobó un domicilio estable en el estado de Nuevo León.

Comentarios

Load More