Sale de prisión exalcalde de Allende, Coahuila; se le acusaba de “secuestro agravado”

Sergio Alonso Lozano, exalcalde de Allende. Foto: Zócalo Sergio Alonso Lozano, exalcalde de Allende. Foto: Zócalo

SALTILLO, Coah. (apro).- Sergio Alonso Lozano Rodríguez, exalcalde del municipio de Allende, abandonó esta tarde el Centro de Readaptación Social (Cereso) de Piedras Negras, donde se encontraba recluido desde noviembre de 2016, acusado de “secuestro agravado”.

Al filo de las 17:00 horas, Lozano Rodríguez cruzó las puertas de la prisión donde ya lo esperaba su familia, y de inmediato se dirigió a la Iglesia San Juan de los Lagos, lugar en el que fue recibido por el sacerdote Juan Armando Renovato, rector de la Catedral.

En un comunicado, la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJE) se inconformó “por el acuerdo de la autoridad jurisdiccional al decretar el auto de libertad en favor de Lozano Rodríguez”, y reiteró la acusación en su contra.

La dependencia argumentó que el acusado “se desempeñaba como presidente en el municipio de Allende, Coahuila, cuando sucedieron los hechos de marzo de 2011, de los cuales previamente tuvo conocimiento de que iban a ocurrir”.

Añadió: “Según las constancias de la indagatoria, Lozano Rodríguez se reunió previamente a los hechos con miembros de la delincuencia organizada y acordaron que éste y sus subordinados no intervendrían”.

Aseguró que el día de los eventos, cuando llegaron a Allende unos 200 sicarios zetas para llevarse a familias completas, el exalcalde se encontraba en el exterior de su domicilio en el momento en que los delincuentes irrumpieron en la vivienda de una de las familias afectadas, “sin realizar las acciones tendientes a evitar en lo posible la lesión al bien jurídico” de esas personas.

En su posición de presidente municipal, apuntó, tenía la obligación de garantizar la seguridad pública de los habitantes del municipio que gobernaba, pero no lo hizo.

Cuando fue interrogado por la dependencia sobre lo ocurrido el 18 de marzo de 2011, Lozano Rodríguez manifestó que tuvo conocimiento de los hechos ilícitos que se estaban realizando, pero por parte de personas “residentes del lugar”.

“De ahí se advierte la existencia de suficientes medios de prueba que demuestran plenamente la responsabilidad penal del exalcalde del municipio de Allende, Coahuila, Sergio Alonso Lozano Rodríguez, en la comisión de los hechos que se le atribuyen”, destacó la PGJE.

En ese sentido, advirtió que promoverá el desahogo de nuevos medios de prueba para cumplir las exigencias procesales del órgano jurisdiccional, y en su momento solicitará de nueva cuenta la orden de aprehensión correspondiente.
El 18 de marzo de 2011, Los Zetas que controlaban el norte de Coahuila se llevaron a más de 300 habitantes de Allende, Nava, Monclova, Piedras Negras y otros municipios de la región carbonífera y Cinco Manantiales, a quienes asesinaron e incineraron en al menos tres sitios de la región.

Comentarios

Load More