La suficiencia del salario mínimo dista de ser una realidad para lograr una vida decorosa: CNDH

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Luis Raúl González Pérez, se manifestó preocupado porque la suficiencia del salario mínimo en México, dijo, aún dista de ser una realidad para lograr una vida decorosa.

Esa percepción, agregó, es un derecho que debe constituir el mínimo vital para asegurar a la población asalariada una vida digna.

“El salario mínimo en México debe garantizar a todas y todos los trabajadores el acceso a los elementos básicos necesarios para el pleno goce y disfrute de sus derechos humanos. Esto tiene que ser ya una realidad, es condición para el desarrollo del país”, destacó el ombudsman nacional.

Al participar en el Seminario Universitario de la Cuestión Social (SUCS) del Programa Universitario de Estudios del Desarrollo (PUED), de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), señaló que a 100 años de la Constitución de 1917, la suficiencia del salario mínimo con condición para la dignidad humana debe reflexionarse obligadamente bajo la perspectiva de los derechos humanos, en particular de la reforma constitucional del 10 de junio de 2011.

“Los estándares de derechos humanos ya están dados, apuntan de manera inequívoca a la relación evidente entre el salario mínimo y las libertades fundamentales; los compromisos asumidos en la materia por nuestro país son vinculantes”, aseguró.

De acuerdo con el presidente de la CNDH, cualquier ejercicio de reflexión franca y constructiva sobre el centenario de la Constitución obliga a visibilizar los retos a enfrentar para brindar verdadera vida al constitucionalismo social.

Luego de recordar que la importancia del trabajo digno para la plena realización de los derechos humanos también está ampliamente reconocida en diversos tratados internacionales ratificados por México, comentó que el actual salario mínimo aún está debajo de los 2 mil 481 pesos con 24 centavos que, según el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social, son necesarios para acceder a la línea de bienestar.

El ombudsman mencionó distintos tratados internacionales que hacen referencia a la remuneración equitativa y satisfactoria, y reiteró la necesidad de lograr la suficiencia salarial, en el marco del actual contexto económico en que los insumos básicos sufren incrementos y ante el entorno internacional que amenaza con repercutir en la actividad comercial de la que dependen las fuentes laborales de millones de personas, así como las vidas de las y los trabajadores migrantes.

En un comunicado, la CNDH destacó que González Pérez estuvo acompañado por Mario Luis Fuentes, miembro de la Junta de Gobierno de la UNAM, quien moderó la mesa, y Enrique Provencio, investigador del PUED.

Comentarios