Artículo 19 exige a la FEADLE investigación exhaustiva por agresión a Humberto Padgett en CU

El periodista Humberto Padgett. Foto: Especial El periodista Humberto Padgett. Foto: Especial

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Artículo 19 México exigió a la Fiscalía Especial en Atención a Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión (FEADLE) de la Procuraduría General de la República (PGR) que investigue “de forma diligente, imparcial, objetiva y exhaustiva”, las agresiones contra el periodista Humberto Padgett, tomando como línea principal de investigación su labor periodística.

El pasado martes 22, el periodista freelance y colaborador de Radio Fórmula y Expansión, fue agredido mientras realizaba una investigación sobre el narcomenudeo en las instalaciones de Ciudad Universitaria de la UNAM.

Desde 2016, el reportero está inscrito en el Mecanismo de Protección a periodistas de la Secretaría de Gobernación (Segob), razón por la que la organización internacional llamó a esta figura a fortalecer de manera inmediata las medidas necesarias para salvaguardar la integridad del periodista agredido.

La agresión contra Padgett ocurrió el pasado martes 22, cuando fue “retenido, encañonado, amenazado de muerte, golpeado y despojado de sus pertenencias por sujetos armados” en CU, según un comunicado de Artículo 19.

Los hechos ocurrieron a las 16:00 horas, cuando el periodista estaba en el área conocida como el “Frontón de Ingeniería”, a punto de comprar droga, como parte de la investigación que realizaba. Según su testimonio, uno de los vendedores descubrió que el periodista traía una videocámara oculta en su chamarra. Entonces, avisó a otros vendedores, al lugar llegaron entre ocho y 12 hombres, cuyas edades iban de los 17 y 40 años.

“Algunos de ellos me exigían la entrega de la videocámara, a lo cual yo intenté resistirme. Sin embargo, uno de los individuos sacó de su mochila un arma tipo escuadra color negro y, apuntándome a la cara, a unos cinco centímetros del rostro, contó hasta tres advirtiéndome que me mataría, refiriéndose siempre a esta acción al igual que los otros sujetos en términos de ‘violarme’; no decían ‘mátalo’, decían ‘viólalo’”.

El periodista permitió que le quitaran la cámara mientras que “en repetidas ocasiones los sujetos que me asaltaron me golpearon el rostro con las manos abiertas”.

También lo patearon las piernas y le quitaron su cartera para obtener identificaciones personales. Cuando puso resistencia, dos sujetos sacaron, cada uno de ellos, un arma de fuego. “Una de estas pistolas era un revólver y la otra una automática aparentemente de 9 milímetros. El tenedor del arma corrió el cerrojo para prepararla para disparar”, afirmó Padgett.

Los agresores fotografiaron su credencial de elector, mientras lo amenazaban de muerte a él y a su familia si hacía algo al respecto. El individuo que portaba el revolver negro con cachas de madera, lo golpeó en la cabeza con la solapa del arma y se fue.

Sobre la investigación

Según el reportero, la agresión ocurrió a unos 50 metros de una patrulla de vigilancia de la UNAM, sin que sus tripulantes intervinieran. Tras la agresión, acudió a una clínica dentro de CU, donde le suturaron la herida que de cinco centímetros.

Según Artículo 19, el periodista fue a CU como parte de una investigación que realizaba desde hacía unos 10 días sobre el narcomenudeo en CU. La semana pasada, estuvo cinco veces y en horarios diferentes en el “Frontón de Ingeniería”, identificada como la zona de mayor oferta de drogas en la Universidad.

Su intención era saber qué tipo de drogas podía conseguir ahí. El resultado: mariguana, cocaína, “piedra”, heroína, pastillas psicotrópicas, hongos, peyote, entre otras, que venden aproximadamente “30 narcomenudistas que trabajan organizados”.

El periodista dijo a Artículo 19 que “quienes lo agredieron tienen conexión con el cártel de Tláhuac, cuyo líder, Felipe de Jesús Pérez Luna, alias El Ojos, fue recientemente abatido por la Marina en la Ciudad de México”.

Tras la agresión, Humberto Padgett aseguró que el narcomenudeo en CU “ocurre a la vista de un gobierno institucional y de la autoridad de la Universidad. Quienes reciben recursos públicos tienen la tarea de evitar que esto suceda y sin embargo esto sigue pasando: tanto el narcomenudeo, como la agresión a los periodistas que queremos documentar el hecho.

“Enfatizando que no sólo es un problema de drogas, pero es de sujetos armados dispuestos a matar a quien suponga un riesgo para su negocio ilegal. Yo creo que documentar esta agresión pone en perspectiva la verdadera dimensión del narcomenudeo ahí”.

Artículo 19 recordó que Padgett es beneficiario del Mecanismo de Protección de la Segob a partir de la detención arbitraria que sufrió a manos de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México (SSP-CDMX) cuando documentaba un operativo policíaco el 7 de diciembre de 2016 en la Ciudad de México. Tras la detención, el periodista fue llevado al Juzgado Cívico Cuauhtémoc 2 y fue liberado a las 17 horas del mismo día.

Agregó que, según su informe semestral, la Ciudad de México son las entidades que más concentran agresiones contra la prensa, con 28 de las 276 documentadas en los primeros seis meses de 2017.

Comentarios

Load More