La CIDH condena asesinato del periodista Juan Carlos Huerta y urge al gobierno a agilizar la investigación

WASHINGTON (apro).- La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) condenó el asesinato del periodista mexicano Juan Carlos Huerta Martínez y urgió al gobierno del presidente Enrique Peña Nieto a investigar y aclarar el caso lo antes posible.

A través de la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión, la CIDH expresó preocupación por la profunda crisis de seguridad y derechos humanos que afecta a México y que trastoca constantemente a la prensa y a los periodistas.

“La Relatoría Especial ha observado en su visita reciente al país que México enfrenta una profunda crisis de seguridad que afecta gravemente los derechos humanos y particularmente la seguridad de los periodistas, así como de las personas defensoras de derechos humanos, (lo que) sin duda representa la amenaza más inmediata y desafiante a la libertad de expresión en México”, puntualizó en un comunicado.

De acuerdo con el órgano jurídico de la Organización de Estados Americanos (OEA), el gobierno federal debe “investigar el crimen con la debida diligencia y esclarecer su posible relación con la actividad periodística”.

El reportero de radio y televisión fue asesinado la mañana del pasado martes 15 después de salir de su casa en Villahermosa, Tabasco. Los reportes de prensa sobre el incidente sostienen que Huerta Martínez recibió por lo menos cuatro disparos de arma de fuego.

La víctima conducía los noticieros de radio “Panorama Sin Reserva” y de televisión “Notinueve”. En 2017 fundó la radiodifusora Multimedios sin reserva, con la que accedió a una concesión en la banda 620 am, desde la que transmitía su propio noticiero: “La Radio que se ve”.

La CIDH destacó que el asesinato del periodista fue confirmado ante los medios de comunicación por el propio gobernador de Tabasco, Arturo Núñez Jiménez, quien descartó que se tratara de un intento de robo y más vinculó la acción a un crimen premeditado.

“Para la Relatoría Especial es fundamental que el Estado mexicano investigue de forma completa, efectiva e imparcial este crimen que afecta a toda la sociedad mexicana, esclarezca sus móviles y determine judicialmente la relación que pudiera tener con su actividad de comunicador. En este sentido es fundamental que las autoridades investiguen estos hechos sin descartar la hipótesis del vínculo con la actividad periodística y la libertad de expresión”, subrayó la CIDH.

El órgano jurídico e independiente de la OEA añadió que el esclarecimiento de los asesinatos de periodistas en México y el castigo a los responsables materiales e intelectuales será clave para acabar con la intimidación y el efecto amedrentador que padecen los informadores en el país, ante tanta impunidad y falta de voluntad por parte del gobierno federal para esclarecer los casos anteriores.

Comentarios