Por aguacero, cae carpa en mitin de AMLO en Chiapas; no hay lesionados

VILLAFLORES, Chis. (proceso.com.mx).- Una carpa cayó esta noche sobre simpatizantes del candidato de la coalición Juntos Haremos Historia, Andrés Manuel López Obrador, sin que haya reporte de personas heridas.

El tabasqueño, que cerró su primer día de visita al estado, arengó en el mitin bajo un intenso aguacero ante unos cinco mil seguidores que se congregaron en la plaza central, en el corazón de la región de la Frailesca.

Desde que López Obrador llegó al lugar, comenzó un fuerte aguacero.

El peso del agua acumulada en una carpa hizo que un extremo de ésta se viniera abajo, cayendo encima de los asistentes en el momento en que el aspirante presidencial estaba a punto de terminar su discurso.

López Obrador empezó a calmar a la multitud que salió de forma dispersa: “¡calma, calma, no pasa nada!”, mientras otros buscaban la forma de sacar a las personas que habían quedado bajo la carpa.

Elementos de Protección Civil que estaban de guardia en el evento intervinieron de inmediato.

“Vamos a ganar el 1 de julio y después ya como presidente electo regreso a Villaflores, ese es el compromiso que estoy haciendo.

“Ahora sólo les digo que tengan confianza, que no voy a fallarles, se los digo así de corazón, de manera sincera: no voy a traicionar al pueblo. Estaré a la altura de ustedes, cumpliré los compromisos”, afirmó López Obrador.

Dijo que uno de esos compromisos es limpiar de corrupción el país, donde habrá cero corrupción durante su mandato, “todo lo que ahora se roban los políticos corruptos es mucho más de lo que nos imaginamos”, destacó.

“Todo eso se va a usar para el desarrollo del país, por eso no habrá necesidad de aumentar los impuestos, ni en el IVA, ni el ISR, ni pediremos prestado, no habrá aumento de deuda pública y menos gasolinazos”, afirmó el exjefe de gobierno de la Ciudad de México.

“Vamos a cortar el copete de privilegios que hay en el gobierno, no habrá lujos en el gobierno. Vamos a bajar los sueldos de los altos funcionarios públicos, empezando por el presidente, ganaré menos de lo mitad de lo que gana Peña Nieto sin compensaciones”, sostuvo López Obrador ante la multitud que no dejaba de ovacionarlo.

Destacó que los políticos corruptos ahora se dan la gran vida, pero que si él llega a la presidencia, le bajará el sueldo a los de arriba para aumentarle a los de abajo.

Ofreció una vez más que venderá el avión presidencial que compró el expresidente Felipe Calderón en 7 mil 500 millones de pesos, pues sólo para guardar la aeronave la construcción de la galera donde lo tienen costó mil millones de pesos.

De igual forma aseguró que no vivirá en Los Pinos porque “esa casa está embrujada”, que ni con varias limpias se sacan las malas vibras, “ahí se aparece el Chupacabras”, dijo.

También ofreció que ya no habrá pensión para los expresidentes al recordar que Carlos Salinas de Gortari, Ernesto Zedillo, Vicente Fox y Felipe Calderón reciben cinco millones de pesos mensuales de pensión cada uno.

Recalcó que esto lo hará no como un acto de venganza, sino como un acto de justicia.

Aseguró que ya no habrá atención médica privada para los altos funcionarios públicos:

“Se ganan miles de millones de pesos en privilegios médicos. Tendrán que ir al Seguro para que vean lo que se siente”, expresó.

“Desde Villaflores hago el compromiso que vamos a rescatar al campo. Apoyaremos a los productores, fijaremos el precio de garantía, daremos una compensación al productor de maíz y frijol, apoyaremos también a la ganadería. Se va a apoyar toda la actividad productiva en la Frailesca”, expuso.

Reiteró asimismo que ya no habrá rechazados en las universidades públicas.

A los maestros les ofreció que se va a cancelar la mal llamada reforma educativa, “que no es una reforma educativa, sino más bien una reforma laboral para desprestigiar al magisterio como nunca se había hecho en la historia del país”, acotó.

Dijo que en su movimiento político nacional hay personas de todos los partidos y que todos son bienvenidos, vengan de donde vengan, aunque en el pasado hayan militado o votado por otros partidos.

“Ya lo pasado, pasado, ahora juntos todos, a hacer historia, a transformar el país. Hay en este movimiento de todos los partidos, de todas las clases sociales, de todas las religiones”, indicó.

López Obrador afirmó que de llegar a la presidencia, será respetuoso de la libertad de creencia y que en su gobierno nunca se va a atentar en contra de las costumbres, de las tradiciones y las culturas del pueblo.

“No estamos luchando para construir una dictadura, estamos luchando por una democracia, por las libertades”, afirmó.

Esta noche López Obrador se dirigió a Tapachula, a donde este domingo 10 seguirá con su segundo día de gira por Chiapas.

Comentarios