Tras recuperación exitosa, el equipo de futbol rescatado de cueva deja el hospital en Tailandia

Al enterarse de la noticia que durante las tareas de rescate el buzo Saman Gunan falleció, los sobrevivientes expresaron su tristeza y le rindieron un homenaje como agradecimiento. Foto: AP/Vincent Thian Al enterarse de la noticia que durante las tareas de rescate el buzo Saman Gunan falleció, los sobrevivientes expresaron su tristeza y le rindieron un homenaje como agradecimiento. Foto: AP/Vincent Thian

CIUDAD DE MEXICO (apro).- Los 12 niños y su entrenador que fueron rescatados tras pasar más de dos semanas atrapados en una cueva del norte de Tailandia comenzaron este miércoles a salir del hospital, informó EPA, agencia participada por EFE.

El grupo llevaba internado en el hospital de Prachanukroh de Chiang Rai, capital de la provincia homónima, desde que fue rescatado en tandas entre el 8 y el 10 de julio.

Las autoridades tailandesas prepararon Una conferencia de prensa de 45 minutos que será retransmitida por la televisión local y en la que los chicos respondieron las preguntas aprobadas previamente por los médicos y psicólogos que les atienden.

El Gobierno recomendó al grupo que vuelva a su vida normal y que evite convertirse en el centro de los medios de comunicación.

También, un equipo de psicólogos dará seguimiento a los rescatados para evitar que vivan con traumas.

Los chicos, de entre 11 y 16 años, y el entrenador, de 26 años de edad, recuperaron entre 2 y 3 kilos de peso y su estado de salud mejoró considerablemente desde que fueron rescatados.

Al enterarse de la noticia que durante las tareas de rescate un buzo falleció, los sobrevivientes expresaron su tristeza y le rindieron un homenaje como agradecimiento.

El grupo entró en la cueva Tham Luang, situada en la norteña provincia de Chiang Rai, durante una excursión el sábado 23 de junio tras completar un entrenamiento de fútbol cuando una súbita tormenta inundó el camino de salida de la gruta.

Los 13 estuvieron nueve días perdidos y sin alimentos hasta que los encontraron a cuatro kilómetros de la entrada, el 2 de julio, y finalmente fueron rescatados entre los días 8, cuando salieron cuatro, el 9, otros cuatro, y 10, los cinco restantes.

Los equipos de búsqueda y rescate, que llegaron a formar más de mil personas, los sedaron y transportaron en camillas y bajo el agua en los tramos inundados hasta la bocana de salida de la caverna.

Comentarios

Load More

Informate en la revista digital de Proceso