Con tercer festival “Arte para no olvidarte”, recuerdan a víctimas del multihomicidio de la Narvarte, “aún no hay justicia”, reclaman (Video)

CIUDAD DE MÉXICO (proceso.com.mx).- En la banqueta, frente al número 1909 de la calle Luz Saviñón, colonia Narvarte, las fotografías de Rubén Espinosa, Mile Martín, Alejandra Negrete, Yesenia Quiróz y Nadia Vera forman un círculo rodeado de flores amarillas, veladoras y agua.

A unos pasos, la placa “En defensa de la memoria” se aferra al piso con la misión de recordar que en el departamento 401 de ese edificio, la mañana del 31 de julio de 2015, cinco vidas fueron arrebatadas y que, a tres años del hecho, el gobierno de la Ciudad de México aún no ha garantizado el derecho a la verdad ni a la justicia a los familiares de las víctimas.

“Hace dos años, la placa exigía justicia por el multihomicidio y la quitaron a siguiente día. La de ahora tiene un mensaje de amor para cada uno de nuestros familiares, a modo de que no incomode a los vecinos ni a la colonia. Es un reconocimiento y un acto de amor de nosotros a nuestros familiares”, explica Patricia Espinosa, hermana de Rubén, el fotoperiodista que huyó de las amenazas que recibió en Veracruz por su labor periodística y buscó refugio en la Ciudad de México.

Al fondo, en plena calle, suena una guitarra y una voz femenina que canta canciones de protesta, como parte del tercer festival cultural “Arte para no olvidarte”.

En el mismo escenario, mujeres jóvenes realizan danzas que interpretan su sentir ante la ausencia de sus seres queridos. Otras tres realizan un performance que termina con el despliegue de un cartel que sentencia: “¡Si no hay justicia para el pueblo, que no haya paz para el gobierno!”

Una voluntaria pasa al micrófono a leer un poema que Mirtha Luz Pérez, madre de Nadia Vera, escribió desde Chiapas el pasado 8 de febrero, cuando su hija cumpliría 35 años. “La muerte no es todavía una fiesta… una calle con tu nombre no repararía el daño…”.

La misma voluntaria llama a los asistentes a escribir pensamientos en un “lienzo amoroso” de papel sobre el piso para recordar a las víctimas. Y ahí están, en letras negras, los mensajes para “Rubencillo”, Nadia, Alejandra, Mile, Yesenia.

Un grupo musical de feministas trata de levantar el ánimo entre los asistentes, porque, se quiera o no, en el lugar se respira una sensación de injusticia, dolor, enojo, impotencia.

La lágrima que rueda debajo de los lentes oscuros de Indira Alfaro, madre de Yesenia, la chica maquillista oriunda de Mexicali, lo reafirma. “Me duele venir a este lugar, pero como hace un año, vengo para que no se olvide el crimen ni a nuestros hijos, porque nosotros no olvidamos,seguimos exigiendo justicia y verdad. Las autoridades fueron cobardes, no cumplieron su compromiso y su función de investigar y darnos un poco de paz”, cuenta.

Patricia Espinosa detalla que estas actividades tienen la intención de “recordar a nuestros muertos, honrar su memoria. Es doloroso estar frente al lugar donde los asesinaron, pero sabemos que aquí sus cuerpos se quedaron sin vida, queremos acompañar sus almas. Es una forma de abrazarnos en colectivo”.

Y de paso, agrega, queremos recordar a las autoridades que “otra vez, los incómodos de la Narvarte estamos exigiendo justicia, pero ahora, a través del arte”.

Según Patricia, Freddy Martín, hermano de Mile, la modelo de nacionalidad colombiana, ayer estaba a punto de abordar el avión desde Bogotá, rumbo a México para participar en el festival, “pero en su país le pusieron una treta y no lo dejaron salir”. De la familia de Alejandra, lamenta que no saben dónde localizarla “pero la seguimos recordando como a todos”.

Leopoldo Maldonado, abogado de la familia de Rubén e integrante de la organización Artículo 19, recuerda que a tres años del multihomicidio, las autoridades del gobierno capitalino “no han sido capaces de investigar el móvil ni los autores del crimen” ni de cumplir la Recomendación 4/2017 que emitió la Comisión de Derechos Humanos capitalina (CDHDF) sobre el caso. “No tienen la mínima intención de avanzar”, afirma.

De paso, confía en que la nueva administración en lacapital del país, así como la futura Fiscalía General, retomen el caso, loresuelvan y den las garantías a los familiares de las víctimas.

Este domingo 29 a partir de las 11 horas, familiares y amigos de las víctimas pintarán un mural colectivo en la calle Xochicalco 55, muy cerca del lugar del multihomicidio, como una forma de expresar, a través de la pintura, sus emociones y sentimientos sobre el hecho.

Comentarios