La UNPF rechaza la legalización del uso de la mariguana, como lo propone Olga Sánchez

Integrantes de la Unión Nacional de Padres de Familia (UNPF) se manifestaron afuera de la Suprema Corte. Foto: Alejandro Saldívar Integrantes de la Unión Nacional de Padres de Familia (UNPF) se manifestaron afuera de la Suprema Corte. Foto: Alejandro Saldívar

CIUDAD DE MEXICO (apro).- La Unión Nacional de Padres de Familia (UNPF) se manifestó afuera de la Suprema Corte de Justicia de la Nación para expresar su rechazo a la propuesta de Olga Sánchez Cordero, futura secretaria de Gobernación, sobre la legalización del uso de la mariguana.

Los inconformes pidieron a los ministros que la propuesta del uso de las drogas sea analizada desde una perspectiva de salud y no de beneficios personales.

La inconformidad se genera porque Sánchez Cordero ha manifestado en diversas ocasiones que en el gobierno de Andrés Manuel López Obrador se trabajará en la propuesta para la legalización de las drogas.

A través de un comunicado, la UNPF citó los resultados de la Encuesta Nacional de Consumo de Drogas en Estudiantes 2014 (Encode), la cual muestra que el 3.3% de los estudiantes de quinto y sexto grados de primaria, a nivel nacional, han consumido alguna droga, es decir, 4.7% para el caso de los niños y 1.7% para el de las niñas.

Destacan que el problema se torna más delicado cuando la Comisión Nacional contra las Adicciones afirma que uno de cada 10 consumidores de mariguana puede llegar a desarrollar adicción; si son menores de edad, está cifra aumenta hasta uno de cada seis.

“Tanto la mariguana como el tabaco son plantas, pero contienen sustancias tóxicas y químicos que dañan los pulmones y otros órganos. Además, la mariguana contiene una sustancia que puede predisponer la aparición de cuadros parecidos a la esquizofrenia, problemas de concentración, cognición, aprendizaje, deterioro de la coordinación motora, riesgo de cuadros depresivos, padecimientos respiratorios, enfermedades pulmonares y mayor riesgo de padecer síndrome coronario agudo”, argumentan.

La UNPF propone que para lograr reducir las estadísticas de consumo, se necesita de forma urgente que la Secretaría de Educación Pública implemente también en los planes y programas de estudio información de los daños causados por cada una de las drogas y un programa permanente de prevención en todos los grados escolares de acuerdo con la edad y el desarrollo de los alumnos.

Comentarios

Load More