Minera Autlán rechaza vínculo con desaparición del activista Sergio Rivera en Puebla

PUEBLA, Pue. (apro).- La compañía Minera Autlán rechazó tener vínculo alguno con la desaparición del activista Sergio Rivera, opositor al proyecto hidroeléctrico Coyolapa-Atlzalá, en la Sierra Negra de la entidad.

Rivera Hernández, originario de Coyolapa y miembro del Movimiento Agrario Indígena Zapatista (MAIZ), desapareció desde el jueves 23, cuando transitaba por la carretera que va de Tepexilotla a su comunidad, en el municipio de San Pablo Zoquitlán.

Tras su desaparición, la organización MAIZ emitió un pronunciamiento en el que acusa a Minera Autlán, consorcio que se beneficiaría con este proyecto hidroeléctrico, de ser la responsable de la desaparición del activista.

En un comunicado enviado a este medio, Minera Autlán lamenta lo ocurrido a Rivera Hernández y rechaza que tenga alguna relación con los hechos.

“(La compañía) enfatiza que no tiene ningún vínculo con este desafortunado incidente, ni tiene relación alguna con el señor Rivera Hernández. Autlán, en sus 65 años de trayectoria, ha operado siempre bajo el marco legal existente y rechaza cualquier conducta que vaya en contravía de la ley”, sostiene la empresa.

Además, asegura estar en disposición de brindar la información necesaria a las autoridades competentes del caso, y hace un llamado para que “adelanten” las acciones encaminadas a encontrar sano y salvo a Rivera Hernández.

“La empresa ha asumido un rol de buen vecino en cada una de las comunidades cercanas a su operación, por medio del desarrollo de programas de inversión social, que tienen como objetivo aportar a su desarrollo socio-económico”, insiste la minera.

Por último, el consorcio minero y siderúrgico propiedad de José Antonio Rivero Larrea afirma contar con un “diálogo abierto” con los habitantes ubicados en sus zonas de influencia.

El pasado domingo, la Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos “Todos los Derechos para Todas y Todos” emitió un comunicado en el que advierte que el activista ahora desaparecido ya había sido víctima de agresiones, golpes e intento de asesinato en al menos dos ocasiones.

“Como defensor comunitario de derechos humanos, ha estado al frente de la resistencia contra el proyecto promovido por la Secretaría de Energía en la región, que pretende favorecer a la Minera Autlán sin el consentimiento de las comunidades afectadas”, denunció la red, al insistir en acusaciones contra el consorcio de Rivero Larrea.

“En repetidas ocasiones, este corporativo minero ha sido denunciado por mantener una red de complicidad con el crimen organizado, cuyo objetivo es intimidar, amenazar y coaccionar a la población para que acepte la construcción de un sistema de hidroeléctricas”, acusó.

La red recordó que Rivera Hernández ha señalado al alcalde de Zoquitlán, Fermín González, de extracción perredista, de estar al servicio de Autlán para abrir paso al proyecto de la hidroeléctrica, mismo que afectaría los ríos Coyolapan, Huitzilac y Tonto.

La Red hizo referencia a que González León fue acusado en la pasada jornada electoral de hacer uso de armas de alto poder, dinero y papelería electoral, para operar en favor de la candidata a gobernadora Martha Erika Alonso, esposa del exgobernador panista Rafael Moreno Valle.

“El jueves 28 de junio, en el contexto del proceso electoral, Sergio fue encañonado por personas cercanas a la presidencia municipal de Zoquitlán, donde también lo amenazaron con asesinarlo si denunciaba los hechos; sin embargo, tuvo el valor de presentar la denuncia correspondiente. Hasta el momento no ha habido respuesta de las autoridades”, denunciaron los activistas.

Comentarios