El gobierno federal otorga 18 mil mdp a estados para reconstruir escuelas dañadas por sismos

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El gobierno de la República dio a conocer que puso a disposición de las entidades federativas recursos federales por 18 mil 198 millones de pesos para que intervengan “eficazmente” en la reconstrucción de nueve mil 194 escuelas dañadas en 11 estados por los sismos de septiembre de 2017.

Dichos recursos proceden del Fideicomiso del Fondo de Desastres Naturales (Fonden); de los programas de la Secretaría de Educación Pública: Escuelas al CIEN y de la Reforma Educativa, así como del Seguro de Atención de Daños contratado por la propia secretaría, puntualizó en un comunicado.

En las entidades federativas afectadas, precisó, son los institutos locales de infraestructura física educativa los encargados de la detección de necesidades y de la ejecución de obras, así como de la administración de los recursos para la reconstrucción.

Es decir, los gobiernos locales “son los encargados únicos de administrar tanto los recursos económicos como los procesos administrativos para la reconstrucción de los inmuebles educativos afectados en sus localidades y brindar el servicio educativo con las condiciones de seguridad estructural. La Secretaría de Educación Pública (SEP) es la responsable de los procesos de reconstrucción únicamente en la Ciudad de México”.

Según el documento difundido este jueves, las autoridades educativas locales (AEL) han accedido a casi 12 mil 979 millones de pesos, lo que equivale al 71.3% del costo estimado de atención.

“Esta inversión es ejercida por los gobiernos locales en el marco de la Ley General de la Infraestructura Física Educativa y las regulaciones de las propias fuentes de financiamiento. El 28.7% de los recursos restantes, poco más de 5 mil 219 millones de pesos, se encuentran a disposición de las entidades federativas, sujetos al avance de ejecución de obra (Fonden), así como a la conciliación correspondiente con las aseguradoras”.

De igual manera, las AEL han informado que el 99.9% de los alumnos reciben el servicio educativo en inmuebles en condiciones adecuadas de seguridad estructural.

En casos muy específicos y como medida provisional, algunos alumnos toman clases en horarios compartidos, en otros inmuebles educativos, en sedes alternas o en aulas temporales, situaciones en las que se considera prioritario salvaguardar la integridad física de la comunidad escolar.

En la medida en que sus inmuebles de origen vayan estando en condiciones óptimas, esos alumnos regresarán a ellos, difundió el gobierno federal.

Comentarios