En vibrante clásico, América y Chivas empatan a un gol

CIUDAD DE MÉXICO (proceso.com.mx).- América tuvo el triunfo sobre el Guadalajara pero Adrián Uribe falló un penalti en la última jugada del vibrante clásico efectuado en un casi lleno estadio Azteca.

Raúl Gudiño se convirtió en la figura partido al desviar el disparo de Uribe. El acierto del arquero de las Chivas no sólo evitó el triunfo del equipo de Televisa, también frustró la posibilidad de que el odiado rival se convirtiera en líder del torneo Apertura 2018.

América jugó mejor el primer tiempo y las Chivas casi todo el segundo. Una jugada genial de su lateral José Carlos Van Rankin (quien la inició en fuera de lugar) culminó en el gol de las Chivas por conducto de Alan Pulido al minuto 58.

Van Rankin recibió un balón por el extremo derecho, corrió hasta la línea de meta, se quitó a dos defensas y dentro del área atrasó para Pulido quien de dos toques venció a Marchesín.

Todo les salía a las Chivas. Pero América, como suele ocurrir, no se dio por vencido y al minuto 80 Oribe Peralta evitó que el balón se fuera a saque de meta y sobre el tiro de esquina tocó para el recién ingresado Andrés Ibargüen, quien se perfiló a la portería, se quitó a un defensor y tiró angulado (el esférico fue desviado ligeramente por Brizuela) y su disparo acabó adentro del arco de Gudiño, después de pegar en el poste izquierdo.

Y el América se fue con todo al ataque. En la última jugada del partido, Marchesín pusó un balón al corazón del área y Gudiño se llevó en el lance a Henry Martin. El silbante César Ramos decretó el penal, que fallaría Uribe.

En otros duelos dominicales, Puebla le empató a Pumas en Ciudad Universitaria a dos goles y Lobos, de local, derrotó 3-1 al Morelia.

Al término de la jornada 11, los ocho lugares que dan pase a la liguilla están repartidos de la siguiente manera: Cruz Azul, 23 puntos; América y Santos, 21; Monterrey, 20; Pumas y Toluca, 19; Tigres, 18 y Pachuca, 15.

Comentarios