Eruviel Ávila hereda a Del Mazo una deuda superior a los 9 mmdp en la Secretaría de Salud

El secretario de Salud del Edomex, Gabriel O’Shea Cuevas. Foto: @Gabriel_OShea El secretario de Salud del Edomex, Gabriel O’Shea Cuevas. Foto: @Gabriel_OShea

TOLUCA, Edomex, (apro).- César Gómez Monge, secretario de Salud del exgobernador Eruviel Ávila, heredó a la actual administración una deuda superior a los 9 mil millones de pesos; además, infló la nómina con 3 mil 500 nuevas plazas y dejó un abasto de medicamento del 25%.

Al comparecer ante los diputados locales, con motivo de la glosa del primer informe de Alfredo del Mazo, Gabriel O’Shea Cuevas admitió que recibió la Secretaría de Salud con más de 9 mil millones de pesos en pasivos, de los cuales, ya han sido subsanados casi el 39%.

Al inicio de la actual administración “se registraba un abasto general de medicamentos y material de curación de 25% en las unidades médicas del Instituto de Salud del Estado de México (ISEM), y la principal causa eran los adeudos con los proveedores”, declaró el funcionario.

Tras realizar las negociaciones de plazos y términos de pago “se liquidó el adeudo existente con las empresas contratadas, a través de la compra consolidada de medicamentos y material de curación que dirige el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), por un monto superior a los 400 millones de pesos”, en la actualidad el abasto fluctúa entre 80 y 85%.

“Posterior a una revisión exhaustiva de la nómina, y ante la necesidad de contar con mayor personal médico, se realizó la depuración de la plantilla administrativa de poco más de 3 mil 500 recursos humanos, que generaban un gasto promedio de 80 millones de pesos mensuales que se redireccionaron a la contratación de cerca de 700 médicos y enfermeras”, agregó el funcionario.

La perredista Aracely Casasola acusó que Gómez Monge nunca cumplió con la construcción de una clínica geriátrica que costaría 30 millones de pesos y para la que el ayuntamiento de Nezahualcóyotl donó, en 2014, un predio de cinco mil metros cuadrados.

Destacó que las 3 mil 500 plazas que O’Shea Cuevas denominó “administrativas” y fueron recortadas, en realidad son empleos “fantasmas” detectados por la Auditoría Superior de la Federación (ASF), que observó en Salud más de mil 40 millones de pesos desviados para el pago de ese personal.

En su oportunidad, Rosa María Pineda, del Partido Encuentro Social (PES), recordó que tan sólo entre 2016 y 2017, la ASF encontró un quebranto en Salud por 200 millones de pesos, del que se señalan como responsables al exgobernador Eruviel Ávila y a César Gómez Monge.

La petista Martha María del Carmen Delgado acusó que en el sur de la entidad las clínicas son elefantes blancos sin médicos ni medicamentos.

O’Shea Cuevas reconoció un déficit de entre mil 500 y dos mil médicos especialistas, pero aclaró que ninguno está interesado en ir a laborar a los municipios del sur de la entidad.

Load More