Jan Jarab denuncia racismo y xenofobia contra migrantes en la frontera sur de México

TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis. (apro).- El representante en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Jan Jarab, denunció el racismo y la xenofobia contra los migrantes en la frontera sur mexicana por parte de los cuerpos policiacos y de seguridad en todos sus niveles.

Como parte de su gira por Chiapas para valorar el estado del respeto a los derechos humanos en la entidad, Jan Jarb estuvo en la ciudad fronteriza de Tapachula.

En una prolongada reunión con representantes de diversas organizaciones de la sociedad civil ubicadas en Tapachula, “se subrayó el contexto de racismo y xenofobia que se vive a nivel local, plasmado en la represión que las personas migrantes sufren por parte de los cuerpos de seguridad”.

Jan Jarab dijo que le preocupa la falta de respuesta institucional ante la crisis de refugiados que atraviesa la región, y en especial lo que se refiere a las personas necesitadas de protección que son detenidas cuando vienen huyendo de la violencia en El Salvador, Guatemala y Honduras, y ahora de manera emergente también en Nicaragua.

En la reunión realizada en la en la sede del Centro de Derechos Humanos Fray Matías de Córdova, en la que también participaron las organizaciones Iniciativas para el Desarrollo Humano, Médicos del Mundo, Protection International , el Servicio Jesuita a Refugiados y Una Mano Amiga, el Representante de ONU-DH les reiteró a las organizaciones civiles su compromiso de presionar al Estado mexicano en sus diversos niveles de gobierno, “para impulsar políticas públicas de gestión migratoria y protección de personas refugiadas con un enfoque de derechos humanos”.

Comentarios