En Ciudad Mendoza, el narco se reagrupa tras la ejecución de hija de diputada

XALAPA, Ver. (apro).- Cinco personas fueron ejecutadas en las últimas doce horas en Ciudad Mendoza, Veracruz, el mismo municipio donde la víspera fue acribillada la estudiante Valeria Cruz Medel, hija de la diputada federal de Morena, Carmen Medel Palma.

Valeria Cruz, según versión del gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes Linares fue acribillada en el interior de un gimnasio porque fue “confundida” con una mujer dedicada a la delincuencia organizada.

Un sicario conocido como El Richy disparó en nueve ocasiones contra el cuerpo de la hija de la legisladora, horas después el delincuente fue abatido dentro de una camioneta Mazda por sujetos desconocidos. La Secretaria de Seguridad Pública (SSP) presumió la detención de dos jóvenes fuertemente armados.

Hoy en la madrugada, en la colonia Unidad Jardín en Ciudad Mendoza, cuatro personas fueron ejecutadas, decapitadas y mutiladas de la lengua, en lo que parece un “ajuste de cuentas” del narcotráfico derivado del “calentamiento de la plaza” por los dos hechos de violencia ocurridos el jueves.

El cuádruple homicidio ocurrió cerca de las cinco de la mañana, vecinos de Unidad Jardín alertaron a los cuerpos de auxilio de diversos disparos ocurridos cerca del Panteón Municipal.

El lugar fue acordonado en espera del arribo de personal de la Fiscalía y peritos forenses, quienes en el transcurso de la mañana hicieron el levantamiento de los cuerpos, que hasta el momento permanecen en calidad de desconocidos.

En el caso de la joven Valeria Cruz, sus restos aún se encuentran en Ciudad Mendoza, para posteriormente ser trasladados a Minatitlán, de donde era originaria.

Ayer por la noche, el gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes presumió “una respuesta rápida y contundente” por haber detenido a dos integrantes de la delincuencia organizada, quienes señalaron a El Richy.

El mandatario estatal se molestó ante las suspicacias de la prensa al cuestionar lo “preocupante” de que un sicario haya sido abatido en total anarquía después de haber cometido un ilícito.

En el corredor industrial que abarca Córdoba, Orizaba, Ciudad Mendoza y Nogales lleva más de seis años padeciendo la violencia por las pugnas entre células delincuenciales de Los Zetas, Cártel Jalisco Nueva Generación y Sangre Nueva Zeta.

Comentarios