Marko Cortés gana dirigencia del PAN en medio de cuestionamientos por comicios inequitativos

CIUDAD DE MÉXICO (proceso.com.mx).- Apoyado por la mayoría de los gobernadores que lidera Rafael Moreno Valle y la estructura que controla el excandidato presidencial Ricardo Anaya, Marko Cortés se convirtió hoy en presidente del Partido Acción Nacional (PAN), mientras que Manuel Gómez Morín, su rival y nieto del fundador, descalificó el proceso por parcial, inequitativo y antidemocrático, que exhibe a un partido que así no le sirve a México.

La elección interna por la dirigencia del PAN para el periodo 2018-2021 exhibió irregularidades de punta a punta: de las denuncias de inequidad y parcialidad de los órganos partidarios a la compra de votos, acarreo de militantes y hasta información falsa en la boleta electoral, en cuya jornada de este domingo Felipe Calderón anunció la renuncia a su militancia después de votar por Gómez Morín.

Al filo de las 21:00 horas, los miembros de la comisión organizadora de la elección, que encabeza Cecilia Romero, proclamaron la victoria de Cortés con el 79% por 21% de Gómez Morín, con base en el 70% de las actas computadas hasta esa hora.

Este resultado es parecido al que obtuvo Anaya en la elección de 2015, cuando se impuso con 80% de los votos a Javier Corral, quien logró sólo el 16%. Los grupos que apoyaron en ese entonces al excandiato presidencial, ahora lo hicieron con Cortés, orquestados por Santiago Creel, su mentor, y Rafael Moreno Valle, exgobernador de Puebla.

Junto con Cortés Mendoza ganaron también el que será secretario general, Héctor Larios, quien es un prominente miembro de la ultraderechista organización de El Yunque, y Miguel Ángel Yunes Márquez, el candidato que perdió la elección de gobernador de Veracruz.

La fórmula de Cortés se integró con los principales gobernadores del PAN y caciques, como Jorge Romero, de la Ciudad de México, y el exgobernador Moreno Valle, quien construye su candidatura presidencial para 2024.

Sobrino político de Calderón, pero su enemigo desde hace dos décadas, Cortés Mendoza se proclamó ganador antes de que la propia Romero emitiera los resultados. En su cuenta de Twitter difundió una encuesta de salida de la empresa Massive Caller, que le dio ventaja de 78% por 22% de Gómez Morin.

“Estamos al tanto de esta encuesta realizada por parte de la empresa Massive Caller que se asemeja en gran medida a nuestro conteo preliminar”, escribió Cortés a las 18:42 horas, aunque precisó que esperaría los resultados oficiales.

Pocos minutos después, pasadas las 19:00 horas, Gómez Morin emitió un breve mensaje, también en su cuenta de Twitter: “Participé de buena fe en un proceso interno que terminó siendo parcial, inequitativo y antidemocrático. Este PAN hoy así no le sirve a México”.

Fue el único pronunciamiento de Gómez Morín sobre la jornada electoral, si bien dio instrucciones a su equipo a recavar todas las irregularidades en la jornada electoral, y será este lunes cuando emita un pronunciamiento que inclusive podría incluir su renuncia al PAN, partido que fundó su abuelo hace 79 años.

Los resultados oficiales de la elección serán dados a conocer mañana o a más tardar la mañana del martes, según dijo Romero, quien declaró impoluta la jornada electoral del domingo, tal como lo hizo a lo largo del proceso electoral calificado por Gómez Morín de antidemocrático.

En la jornada de hoy se instalaron mil 501 mesas de votación en todos los municipios del país con más de 30 militantes panistas, y sólo dos de las casillas previstas no se instalaron, una por la contingencia del huracán Wilma, en La Yesca, Nayarit, y una más en el municipio de Heliodoro Castillo, en Guerrero.

Acerca del autor

Reportero de Proceso desde 1994, Premio Nacional de Periodismo en periodismo de investigación y autor de tres libros.

Comentarios